nav
Miércoles 18 de Octubre de 2017

Uno de los 5 rabinos más influyentes de Israel llama a quemar los iPhones

El rabino Haim Kanievsky, es considerado una de las cinco autoridades rabínicas más influyentes de Israel, ha emitido un aviso a sus seguidores para que quienquiera que tenga en su mano un teléfono inteligente iPhone lo queme sin contemplaciones.

  • Ciencia y Tecnología    
  • 25 sep 2012   

¿Qué sientes con esta noticia?

Recientemente Apple presentó su nuevo teléfono el iPhone 5 y tras este lanzamiento vino la reacción de Haim Kanievsky, uno de los rabinos más influyentes de Israel. Él exhortó a su comunidad de fieles a quemar sus iPhones, por considerarlos armas de guerra.

El rabino Haim Kanievsky, es considerado una de las cinco autoridades rabínicas más influyentes de Israel, ha emitido un aviso a sus seguidores para que quienquiera que tenga en su mano un teléfono inteligente iPhone lo queme sin contemplaciones.

El líder israelí considera que el móvil, es un arma de guerra por “el potencial daño que puede causar”, informa ayer la edición electrónica del diario The Jerusalem Post.

El rabino Kanievsky, se pronunció así en su último edicto religioso, después de que varios usuarios del entorno ultra-ortodoxo le interpelaran acerca de la conveniencia de emplear el teléfono inteligente en consonancia con la ley judía.

El anuncio forma parte de una campaña iniciada años atrás por líderes de estas comunidades, que frecuentemente denuncian que los teléfonos inteligentes y su acceso a internet y a la televisión, son incompatibles con las normas de moral judía, pues facilitan contenidos pornográficos y fuentes de información que van más allá de los estrictos márgenes que permite el mundo ultra-ortodoxo.

Ante las amenazas que suponen para la ortodoxia judía los teléfonos con conexión a internet, miembros de estos colectivos cuentan con teléfonos celulares kosher, dichos aparatos carecen de conexión a internet, no pueden recibir ni enviar mensajes y no están en servicio durante la jornada de descanso sabatino.

Apenas, el pasado 12 de septiembre, el rabino Lior Glazer protagonizó una ceremonia ritual de destrucción de iPhones en la ciudad de Bnei Brak, de mayoría ultra-ortodoxa, en respuesta a la supuesta influencia maligna del aparato.

Mientras que la secta fundamentalista judía Eda Haredit también le ha declarado la guerra, al igual que a la versión de Android, BlackBerry y similares, por el “holocausto espiritual” que en su opinión provocan estos artefactos electrónicos.

El Canal 10 de la televisión israelí difundió ayer imágenes de varios ultra-ortodoxos judíos rompiendo en mil pedazos esos dispositivos con un martillo.

Fuente: El Día y EcoDiario