nav
Miércoles 30 de Noviembre de 2016

Nueva tecnología permitirá a parejas gay generar hijos biológicos

La técnica se llama gametogénesis in vitro (GIV). Se cree que en 2017 será posible que dos hombres o dos mujeres produzcan gametos necesarios para generar un bebé.

  • Ciencia y Tecnología    
  • 6 ene 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

En febrero de 2015, científicos de la Universidad de Cambridge (Inglaterra) y el Instituto Weizmann (Israel) demostraron que es posible producir óvulos o espermatozoides a partir de células de la piel de donantes adultos. Tales avances tecnológicos podrían ayudar a las personas que son infértiles y generar nuevos tejidos para el tratamiento médico.

Jacob Hanna, jefe especialista de la rama israelí de esta investigación, dijo: “Estoy seguro de que este proceso va a funcionar y va a ser muy importante para cualquier persona que ha perdido su fertilidad debido a una enfermedad.

Este hallazgo también ha despertado el interés de los grupos homosexuales, debido a la capacidad de producir óvulos y el esperma de los padres del mismo sexo”.

La técnica se llama gametogénesis in vitro (GIV). Se cree que en 2017 será posible que dos hombres o dos mujeres produzcan gametos necesarios para generar un bebé. Se podría gestar en el vientre de una madre o un sustituto, en el caso de dos padres hombres, según publica The Sunday Times.

Esta posibilidad, que todavía depende de otros estudios, genera una profundización en el debate sobre sus consecuencias morales, éticas y legales.

Situado dentro de la bioética, las nuevas formas de producir la vida molestan a los teólogos desde la década de 1970, cuando comenzaron las técnicas de fecundación artificial (in vitro), luego se profundizó en 1990, cuando comenzaron los experimentos de clonación de animales.

En el artículo Sute, pregunta sobre las consecuencias del uso de esta tecnología. Como los niños que serán creados a partir de dos padres o dos madres, ¿afectará el concepto de familia? ¿Esta técnica permitirá a una persona producir óvulos y espermatozoides de sus propias células, y administrarla a un niño sin la necesidad de una segunda persona? ¿La misma tecnología permitiría que más de dos personas tengan su código genético involucrado en el diseño de un embrión. ¿Cómo afecta esto, la ética y legal, el concepto de familia?

Hasta el momento, esto es una tecnología experimental, que en el corto plazo no se ha demostrado viable.