Surge una nueva teoría que descarta la necesidad de Dios en la creación

Una nueva ecuación predice que el Universo no tiene principio y nunca va a terminar

  • Creación/Evolución    
  • 27 feb 2015   

¿Qué sientes con esta noticia?

La teoría más aceptada actualmente es que el Universo tuvo un principio: el Big Bang, la explosión de un punto infinitamente denso, una singularidad. A partir de esta explosión, hubo una expansión y el resultado sería el Universo actual. Esta teoría se basa en la relatividad general propuesta por Einstein.

Sin embargo, un nuevo modelo, que combina las correcciones cuánticas a la teoría de Einstein, sugiere que no hubo Big Bang.

Y que, en efecto, el Universo no comenzó: el siempre ha existido.

“La singularidad del Big Bang es un problema para la relatividad, porque las leyes de la física ya no tienen sentido para ella”, dijo Ahmed Farag Ali, investigador de la Universidad de Benha en Egipto.

Él y la coautora Saurya Das, de la Universidad de Lethbridge en Alberta, Canadá, mostraron que este problema puede ser resuelto si creemos en un nuevo modelo en el que el Universo no tiene principio y tampoco fin.

Los físicos explican que lo que hicieron no fue simplemente eliminar la singularidad del Big Bang. Ellos se basaron en el trabajo de David Bohm, un físico que, en la década de 1950, exploró lo que sucedería si reemplazamos la trayectoria más corta entre dos puntos de una superficie curva por trayectorias cuánticas.

En su estudio, Ali y Das aplican las trayectorias Bohminanas a una ecuación que explica la expansión del Universo en el contexto de la relatividad general. Así, el modelo contiene elementos de la teoría cuántica y la relatividad general. Los investigadores esperan que con eso su modelo se mantenga incluso cuando se formula una teoría completa de la gravedad cuántica.

¿El Universo no tuvo ni principio ni fin? Con el modelo, los físicos dicen que el Universo tiene un tamaño finito. Y, por lo tanto, le pueden dar una edad infinita, que se combina con nuestras mediciones constantes cosmológicas y densidad.

El modelo describe el Universo como lleno de fluido cuántico que comprendería gravitones, partículas hipotéticas que median la fuerza de la gravedad. Si ellos existen, tendrían un papel esencial en la teoría de la gravedad cuántica.

Ahora los físicos tienen la intención de analizar las perturbaciones anistrópicas en el Universo, elevando en consideración la materia oscura y la energía oscura, pero ellos creen que los próximos cálculos no afectarán los resultados reales. “Es satisfactorio saber que estas revisiones pueden resolver muchos problemas a la vez”, dijo Das.