nav
Viernes 15 de Diciembre de 2017

La mano de Dios se hace presente en la celebración del Bicentenario de México

Comunicadores anuncian por televisión que los paisajes que hay en México solo pueden ser obra de la mano de Dios.

  • Televisión    
  • 19 ene 2010   

¿Qué sientes con esta noticia?

El 2010 es denominado “Año del Bicentenario” ya que se celebran 200 años de la Independencia del pueblo Mexicano del sometimiento español.
Tanto el gobierno como la iniciativa privada, en particular los medios de comunicación; se han dado a la tarea de promover el arraigo nacional y el patriotismo durante los próximos 12 meses, celebrando la constitución de México como nación libre e independiente, justo cuando el país vive uno de los momentos económicos mas difíciles de su historia.

Sumándose a este esfuerzo, Televisa (principal casa productora de tv en México) ha lanzado una campaña denominada “Estrella del Bicentenario” que pretende redescubrir México con imágenes inéditas de algunas bellezas naturales del pais. Dentro de esta, el reconocido productor Pedro Torres se dio a la tarea de hacer cortometrajes mostrando estos maravillosos paisajes.

Se realizaran segmentos de mas de 15 ciudades, que a lo largo de todo el año mostraran en imágenes la belleza y grandeza natural del territorio nacional. En este enero los mexicanos ya han podido disfrutar de los primeros videos de hermosos paisajes del norte del país de los estados de Chihuahua y Coahuila, mismos que han despertado la admiración de propios y extraños ya que el equipo de producción tras muchas horas de grabación en lugares tan remotos e inaccesibles logro impresionantes tomas, capturando atardeceres, cascadas, montañas, desiertos, playas y bosques que muestran la magnitud, hermosura y perfección que hay en la naturaleza.

Dichas imágenes han provocado innumerables comentarios en medios de comunicación y población en general, sin embargo hay uno que es recurrente y definitivo. Solo Dios pudo crear tales lugares!. Frases como “Nuestra tierra en grandemente bendecida”, “Solo la mano de Dios pudo pintar tal paisaje” o “No cabe duda que el mundo es obra de un Ser Superior”; son las que llenan el pensamiento y voz de quienes aprecian tales matices de color, contrastes entre luz y sobra así como diversas texturas de suelos y climas, que si através de la pantalla son hermosos, en vivo deben ser mas impresionantes e imponentes aun.

No cabe duda de que aun quienes se consideran no creyentes, son incapaces de negar ante tal espectáculo que existe un Dios que creo nuestro mundo. La Biblia declara que la creación habla por si sola de la grandeza de Dios y que los cielos y el firmamento anuncian su gloria.

Tanto en México como en cada rincón de nuestro planeta hay cosas tan hermosas e impresionantes que solo pueden ser atribuidas al poder de Dios. Y es bueno que esta verdad salga en televisión aun cuando no fuera esto lo que se pretendió.