“Sanidad” principal razón en la oración de cristianos

De acuerdo con el estudio de Baylor, el 78,8% de los estadounidenses admiten haber orado por su propia sanidad, y casi un tercio dijo que lo hizo “a menudo”. Ochenta y siete por ciento han orado por la sanidad de los demás, y el 51% admite que lo ha hecho “a menudo”.

  • Iglesia    
  • 29 abr 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

EE.UU.- Alrededor del 90% de los cristianos oran a Dios para su propia sanidad y otros seres queridos en algún momento de la vida, según un nuevo estudio publicado en la revista científica Journal of Religion and Health.

Además de esto, muchos hacen la imposición de manos para tratar de curar a otros, dijo Jeff Levin, un estudioso que dirigió la investigación. Él está ligado al Instituto de Estudios Religiosos en la Universidad de Baylor en Texas.

Los datos recopilados se refieren principalmente a la opinión pública estadounidense. Los resultados de la encuesta fueron reproducidos por muchos periódicos y sitios seculares.

Levin cree que después de la “fe en Dios”, la oración por sanidad es la expresión religiosa más fuerte. Según él, la mayoría de los encuestados consideran la oración como parte del tratamiento para los problemas médicos, no una “actividad adicional”.

De acuerdo con el estudio de Baylor, el 78,8% de los estadounidenses admiten haber orado por su propia sanidad, y casi un tercio dijo que lo hizo “a menudo”.

Ochenta y siete por ciento han orado por la sanidad de los demás, y el 51% admite que lo ha hecho “a menudo”. Al mismo tiempo, el 54% dice que han pedido oraciones por sanidad y el 53% es o era parte de algún tipo de grupo de oración.

Para Levin, “estas personas están tomando en serio el mandamiento bíblico de ‘amar al prójimo como a ti mismo, algo que se encuentra en el Antiguo y el Nuevo Testamento’”.

Entrevistado por Christian Today, el famoso cardiólogo Dr. Chauncey Crandall, reconoce que la oración tiene un efecto curativo innegable. “¡Vimos curaciones milagrosas en la oficina, como cáncer despareciendo! En casi cualquier enfermedad, oímos que las personas oraron y vieron el poder de Dios trabajando y milagros acontecer”, dijo.

El Dr. Harold G. Koenig, de la Universidad de Duke, también muestra que la oración por sanidad funciona. “Los estudios han demostrado que la oración puede evitar que las personas se enfermen, pero si se enferman, la oración puede ayudarlos a mejorar más rápido”, testificó.