nav
Sábado 21 de Octubre de 2017

Padre a hombre que mató a su hija: “Te perdono porque Cristo me perdonó”

En lágrimas, un padre habló sobre el amor y el perdón de Dios para el traficante que provocó la muerte de su hija durante una audiencia ante un tribunal.

  • Iglesia    
  • 18 jul 2017   

¿Qué sientes con esta noticia?

EE.UU.- Durante una sesión en un tribunal de Estados Unidos el pasado miércoles, un padre se derramó en lágrimas mientras leía una carta al traficante que provocó la muerte de su hija de 20 años.

“Como una familia, escribimos esta carta para usted a través de los ojos de Cristo no para condenarlo, sino para permitir que su condenación transforme su corazón y su vida”, dijo Mike Bailey a Rodríguez Lee Pearson.

Después de que el padre de la víctima terminó de leer la carta, se acercó a Rodríguez y apretó su mano. El traficante fue condenado a 20 años de cárcel por haber vendido una sustancia fatal a la estudiante Ashlynn Nicole Bailey, que le provocó la muerte en enero de 2016.

“Por el amor y la gracia de Dios somos salvos y perdonados”, dijo la familia en su carta. “El perdón no corrige un error, pero nos libera de la esclavitud del error. También no nos libra de las consecuencias del pecado aquí en la Tierra, pero él le permite estar bien con Dios mientras él camina con usted en ese proceso.

“Hemos extendido el perdón a usted por los errores contra nuestra familia, de la misma manera que Cristo perdonó nuestros errores, incluso sin recibir nuestra petición de perdón.

No te odiamos ni te condenamos, pero esperamos que a través de tu convicción, busques el perdón de Dios. Oramos para que usted lo busque y camine con Él mientras usted vive con las consecuencias de sus acciones “, añade la carta.

A través del traficante, Ashlynn intentó comprar heroína, pero recibió de él fentanil, un potente analgésico semejante a la morfina. Sus padres tenían conciencia de su vicio en las drogas, aun habiendo creado a su hija en las enseñanzas cristianas.

“Cuando miramos hacia atrás, creemos que el diablo usó las drogas para devorar a Ashlynn, porque el diablo sabía que ella sería una gran guerrera cristiana”, cuenta la familia. “Ella amaba a Dios y tenía una unción para llevar a otros a Cristo. Ella sentía que todos necesitaban ir al cielo. Ella llevó a varios de sus amigos a Cristo”.

Después de la audiencia, Mike fue cuestionado por el motivo de apretar la mano del hombre que provocó la muerte de su hija. “Un amigo mío preguntó si era difícil perdonar. Entonces me acordé de cuánto me perdonaron en la vida”, dijo el padre, según ha publicado Al.com