nav
Jueves 17 de Agosto de 2017

En Perú se reúnen Cristianos Evangélicos y Católicos por Unidad entre ellos

Un grupo de Católicos y Evangélicos se reunieron el 1 de febrero para orar por la unidad de Cristianos. Asistió al evento, el padre Alberto Ibáñez, uno de los fundadores de la “Comunión Renovadora de Evangélicos y Católicos con el Espíritu Santo” (CRECES) en Argentina.

  • Ecumenismo    
  • 8 feb 2010   

¿Qué sientes con esta noticia?

Fue un encuentro de fraternidad entre Católicos y Evangélicos, hecho por Gonzalo Godoy, que este es un agente pastoral católico y también el servicio Pentecostal de asuntos ecuménicos (SEPAE).
Dicha reunión duro mas o menos 3 horas y hubo sacerdotes, pastores, líderes laicos católicos y pentecostales, hubo ambiente de unidad en el ambiente con alabanzas, júbilo, etc.

Allí no hubo divisiones entre católicos y evangélicos sino que, todos unánimes alabaron y exaltaron al mismo Dios Padre y al Señor Jesucristo.


La palabra fue hecha por el Padre Alberto Ibáñez, Argentino que fundó la comunidad “convivencias con Dios” y miembro de La “Comunión Renovadora de Evangélicos y Católicos con el Espíritu Santo”, misma fundación que en junio del año 2006 invitó a Marcos Witt como ministro de Alabanza en Buenos Aires, participación que posteriormente generó una gran polémica en el ambiente cristiano evangélico.

Este Padre, estuvo en Perú predicando en un retiro de Religiosas y también en un asunto de Renovación Católica, impulsó a los que estaban ahí a amar al prójimo aunque no sean iguales a uno mismo y a unirse mas los cristianos para hacerle frente a los problemas actuales de nuestra sociedad. El pastor Jorge Lau habló de la unidad de los cristianos diciendo que arriba en los cielos la confesión cristiana que hallamos tenido no va a importar, y que lo que verdaderamente importa que hallamos sido lavados en la sangre de Jesucristo. Y además que los que a Jesús tienen en su corazón son sellados con el Espíritu Santo y esto incluye Evangélicos y Católicos.

Para terminar el evento se hizo oración por el país del Perú, oración que según muchos favoreció al País y a la ciudad de Lima que ya tiene gran fraternidad entre Evangélicos y Católicos.