nav
Viernes 21 de Julio de 2017

Nueva encuesta revela daño que pornografía provoca en niños

El cineasta cristiano Andrew Douglas, que grabó un documental sobre el tema, afirma que ver pornografía está vinculado directamente a la promoción del tráfico humano.

  • Encuestas    
  • 7 jul 2017   

¿Qué sientes con esta noticia?

El tiempo promedio de vida de una actriz porno es de apenas 36 años. Un nuevo video pornográfico se carga en internet cada 39 minutos. Asombrosamente, el 60% de los divorcios son el resultado de una esposa que ve contenido adulto. Cada segundo, más de 3.000 dólares se gastan en pornografía en Internet.

Estas son sólo algunas de las estadísticas impactantes que se revelaron en el nuevo documental de White Shadow Films, “Ten Million Throwaways”.

Escrito y dirigido por el cineasta australiano Andrew Douglas y filmado en varios continentes, la serie cuenta las historias de aquellos afectados por la industria cinematográfica adulta, desde ex estrellas pornográficas hasta adeptos en recuperación.

“Como cristiano, me siento impulsado en hacer películas verdaderas, no importa lo que sea el tema”, dijo Douglas a The Gospel Herald en una entrevista exclusiva. “Creo que estos tipos de asuntos necesitan ser traídos al público en todo el mundo y ser tratados de frente. Aunque la pornografía es un tabú que se discute, creo que la verdad necesita ser descubierta, exponer lo que realmente está sucediendo en la industria” , Dijo.

Todos los entrevistados en “Ten Million Throwaways” estuvieron involucrados con el negocio de películas para adultos, y todos fueron abusados ​​sexualmente cuando eran niños o fueron expuestos a material pornográfico. El elenco incluye al músico Jason Chu, las ex actrices Crissy Moran y Jan Villarubia y la ex bailarina Harmony Dust, que colectivamente protagonizaron más de 100 películas para adultos.

Puntos de acceso al tráfico sexual

Increíblemente, ninguno de los entrevistados fue pagado para aparecer. “Las historias que escuchamos fueron muy emotivas”, dijo Douglas. “Espero que este documental pueda educar a los que asisten. Cuando los padres miran pornografía, espero que ellos piensen: ‘Esta es la hija de alguien. Parece cliché, pero esa es la verdad, hay muchas cosas horriblex pasando. Abran sus ojos y piensen dos veces”.

Narrado por Michael Madsen (Kill Bill, Sin City) y filmado en varios países con fuertes puntos de acceso al tráfico sexual en Estados Unidos, “Ten Million Throwaways” también expone cómo el entretenimiento de las películas para adultos vincula directamente el tráfico de seres humanos. Douglas dijo que mientras Estados Unidos es un transmisor para el tráfico sexual, esto será un “problema mundial”.

Cerca de 2 millones de niños son explotados anualmente en el comercio mundial de sexo y casi 6 de cada 10 sobrevivientes del tráfico son para fines sexuales. “Las personas generalmente no asocian la pornografía al tráfico sexual, pero es exactamente lo opuesto”, dijo Douglas. “Después de consumir pornografía por tantos años, la progresión natural es buscar experiencias físicas, la próxima parada sería una prostituta. Las niñas traficadas están llegando al inicio de la adolescencia, aún más jóvenes antes de la edad con consentimiento legal”.

“Por desgracia, por el momento, la gente no piensa en las consecuencias devastadoras, como los matrimonios fracasados ​​y la próxima generación creciendo, siendo un producto del divorcio, la pornografía cambia los caminos neurológicos del cerebro. Cada clic empuja la demanda, si la gente deja de hacer clic, la pornografía no producirá ingresos y eso haría el trabajo de los productores más difíciles, no es algo fácilmente combatido, es el individuo que debe tomar una posición “, finalizó .