nav
Sábado 29 de Abril de 2017

EEUU anuncia estrategia para lidiar impacto de asteroide

El último asteroide cayó en una zona forestal de Rusia. Con un diámetro estimado de 40 metros, explotó cerca de Tunguska, destruyendo 2.000 kilómetros cuadrados de bosque. La energía liberada, fue entre 5 y 10 megatones de TNT, fue muchas veces mayor que las primeras bombas atómicas.

  • Escatología    
  • 16 ene 2017   

¿Qué sientes con esta noticia?

EE.UU.- La idea de que un asteroide choque con la Tierra y cause una gran destrucción, no es nuevo. El tema ha sido explorado por el cine y mencionado en decenas de “teorías conspirativas”. Los expertos siempre minimizaron esta posibilidad. Sin embargo, por primera vez, la Casa Blanca informa que tiene un plan estratégico para hacerle frente a esta situación.

El documento “Estrategia Nacional de Preparación para Objetos Próximos a la Tierra”, fue lanzado recientemente y se puede leer en el sitio oficial de la Casa Blanca.

Aunque los estadounidenses subrayan que es “poco probable” un impacto de este tipo amenace a la civilización humana “en los próximos dos siglos”, admiten que “el riesgo de impactos menores, sería catastrófico y real”.

Basados en los datos del Departamento de Defensa de Estados Unidos, el informe dice que entre 1994 y 2013, 556 objetos de pequeñas proporciones, de entre uno y 50 metros de diámetro, entraron en la atmósfera del planeta.

El último asteroide cayó en una zona forestal de Rusia.

Con un diámetro estimado de 40 metros, explotó cerca de Tunguska, destruyendo 2.000 kilómetros cuadrados de bosque. La energía liberada, fue entre 5 y 10 megatones de TNT, fue muchas veces mayor que las primeras bombas atómicas.

“Si un evento similar ocurriese en un área metropolitana, podría provocar millones de heridos y muertos”, cita el documento. Los expertos estiman que hay al menos 10 millones de objetos en órbita cercanos a la Tierra con un diámetro mayor de 20 metros y más de 300.000 mil mayores que de 40 metros. Todos estos no siempre son detectados.

Según el Daily Mail, una determinación del Congreso de Estados Unidos exige que la NASA, identifique el 90% de los objetos que puedan colisionar con la Tierra, midiendo más de 140 metros de diámetro. Los cálculos indican que estos objetos tienen un impacto de al menos 60 megatones de TNT, es decir estos son más devastadores y potentes que las armas nucleares. Después de 20 años de investigación, el 28% de esos asteroides fue identificado.

EE.UU. reconoce que se necesita un enfoque global coordinado para detectar este tipo de situaciones con respecto a un asteroide. El plan estratégico del gobierno de Estados Unidos incluye el desarrollo de métodos para desviar y destruir las amenazas potenciales, y establecer procedimientos de emergencia para los escenarios de impacto.

Profecía de la Biblia

Los estudiosos de la profecía bíblica saben que la destrucción parcial del planeta se describe en Apocalipsis 8: 8-9: ” El segundo ángel tocó la trompeta, y como una gran montaña ardiendo en fuego fue precipitada en el mar; y la tercera parte del mar se convirtió en sangre. Y murió la tercera parte de los seres vivientes que estaban en el mar, y la tercera parte de las naves fue destruida”.

En el siguiente capítulo hay otra mención: “El quinto ángel tocó la trompeta, y vi una estrella que cayó del cielo a la tierra; y se le dio la llave del pozo del abismo”, (Apocalipsis 9: 1). En los Evangelios, Jesús habló acerca de la caída de varios objetos “Las estrellas caerán del cielo y serán sacudidos los poderes celestes” (Marcos 13:25).