nav
Lunes 20 de Noviembre de 2017

Mineros chilenos reciben la bendición judía en Israel

Los mineros chilenos sí que han aprovechado sus vacaciones en Israel, porque tuvieron el privilegio de darse un baño de barro en el Mar Muerto, además de recibir la bendición judía la cual se lee a quien ha superado un grave peligro.

  • Israel    
  • 28 feb 2011   

¿Qué sientes con esta noticia?

Simón Peres, presidente de Israel, recibió ayer en Jerusalén a 25 de los 33 mineros chilenos que permanecieron más de dos meses bajo tierra el año pasado y que siguen siendo recibidos en distintas partes del mundo como héroes, como milagros vivientes o como ejemplos de superación humana.

Los mineros chilenos sí que han aprovechado sus vacaciones en Israel, porque tuvieron el privilegio de darse un baño de barro en el Mar Muerto, además de recibir la bendición judía la cual se lee a quien ha superado un grave peligro.

“Israel les abraza afectuosamente y está orgulloso de acogerlos aquí en Jerusalén. Es un milagro de arriba que estéis aquí con nosotros hoy, por tanto, he pedido decir con ustedes la bendición tradicional de agradecimiento”, explicó el presidente Peres.
Raúl Bustos Ibáñez, habló por parte de los mineros, quien pidió a Dios que “bendiga a Chile e Israel”.

El día de hoy, los mineros se desplazarán hacia la Galilea y luego al Río Jordán, donde algunos se bautizarán, siguiendo el ejemplo de Jesús de mano de San Juan Bautista. La visita de ocho días, que concluye este próximo miércoles, ha recibido las críticas de algunos cristianos palestinos porque incluye varios lugares en territorio palestino ocupado, como Belén, Jerusalén Este y el Valle del Jordán, pese a que está organizado por las autoridades israelíes y presentado como un viaje a Israel.

Los mineros chilenos ya visitaron los principales lugares santos de Jerusalén: el jardín de Getsemaní, el Camino de la Cruz y la iglesia del Santo Sepulcro, el Muro de los Lamentos, principal lugar de peregrinación judío, y el Memorial Yad Vashem sobre el genocidio de los judíos de Europa durante la Segunda Guerra Mundial.

La prensa hebrea, dice que el viaje costará a los contribuyentes israelíes unos 700.000 dólares.