nav
Miércoles 13 de Diciembre de 2017

Netanyahu dice que Israel está en riesgo y que Hamás lo único que busca es destrozarlo

“Durante el último día, nos hemos vuelto a ver expuestos a la verdadera cara de nuestros enemigos. No tienen ninguna intención de comprometerse con nosotros. Quieren destrozar nuestro país”, dijo Netanyahu en su reunión semanal de gabinete.

  • Israel    
  • 10 dic 2012   

¿Qué sientes con esta noticia?

Jerusalén – La promesa de Hamás de vencer a Israel después de proclamar su “victoria” en el conflicto del pasado mes en Gaza justifica la reticencia de Israel a ceder más tierra a los palestinos, dijo el domingo el primer ministro israelí, .

Jaled Meshaal, líder del movimiento islamista Hamás, hizo un discurso desafiante ante miles de seguidores en la Franja de Gaza el sábado, prometiendo hacerse con todo el territorio que hoy tiene Israel, al que dijo que nunca reconocería.

“Durante el último día, nos hemos vuelto a ver expuestos a la verdadera cara de nuestros enemigos. No tienen ninguna intención de comprometerse con nosotros. Quieren destrozar nuestro país”, dijo Netanyahu en su reunión semanal de gabinete.

El líder israelí se ha enfrentado esta semana a feroces críticas procedentes del extranjero por anunciar la construcción de asentamientos judíos en los territorios ocupados de Cisjordania y Jerusalén Este después del reconocimiento de facto del estado palestino por parte de la Asamblea General de Naciones Unidas.

Sin embargo, Netanyahu dijo que Israel no se retiraría nunca de forma unilateral de Cisjordania, como hizo en Gaza en 2005, argumentando que podría llevar a la creación de otro territorio desde el que los palestinos podrían lanzar cohetes contra ciudades israelíes.

“Siempre me horrorizo con las falsas ilusiones de quienes están preparados para continuar con este proceso y la denominada paz”, dijo.

“Queremos una paz verdadera con nuestros vecinos, pero no vamos a cerrar los ojos ni a enterrar nuestras cabezas en la arena”, dijo, agregando que esto requiere que Israel “haga frente a la presión internacional”.

Aunque Hamás rechaza reconocer a Israel o renunciar a la violencia, el presidente palestino apoyado por Occidente, Mahmud Abas, ha dicho que está preparado para sellar la paz sobre la base de las líneas que existieron antes de la guerra de 1967, cuando Israel se apoderó de Cisjordania, Jerusalén Este y la Franja de Gaza.

La carta fundacional de Hamás de 1988 llama a la destrucción de Israel y a la recuperación del mandato de Palestina, aunque los líderes de Hamás han dicho en los últimos años que el movimiento podría vivir de forma pacífica junto a Israel si gana un estado en todos los territorios ocupados en 1967.

“Lo que es interesante es que Abu Mazen (Abas), de todas las personas, no condenó las palabras (de Hamás) pidiendo la destrucción de Israel, al igual que anteriormente no condenó el lanzamiento de cohetes contra Israel (desde Gaza)”, dijo Netanyahu.
“Y a mi pesar está trabajando por la unidad con el mismo Hamás, que está apoyado por Irán”.

Fuente: Reuters