nav
Miércoles 30 de Noviembre de 2016

En medio de hambre, Venezuela Marcha para Jesús

Los organizadores creen que este año la Marcha para Jesús tuvo un record público. El pastor Carlos Pirona, presidente de la Confederación de Ministros del Evangelio de Lara (Cominela), explicó que la movilización tuvo como objetivo alabar y pedir a Jesucristo por la recuperación de Venezuela y porque la paz vuelva a existir.

  • Eventos    
  • 14 oct 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

VENEZUELA. – Con la firme convicción de que lo que está escrito en la Biblia es verdad, miles de venezolanos evangélicos marcharon para Jesús el pasado 12 de octubre. El lema del evento fue de 2 Crónicas 7: 14: “Si se humillare mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado, y oraren, y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra”.

Los organizadores creen que este año la Marcha para Jesús tuvo un record público. El pastor Carlos Pirona, presidente de la Confederación de Ministros del Evangelio de Lara (Cominela), explicó que la movilización tuvo como objetivo alabar y pedir a Jesucristo por la recuperación de Venezuela y porque la paz vuelva a existir.

Esto es un ejemplo para varios países, los participantes llevaban pancartas y carteles con mensajes bíblicos, intercalados con oración, actuaciones musicales y teatro, así como la predicación desde vehículos ayudados con equipo de sonido.

Pirona celebra la participación masiva de los jóvenes y dijo que la sociedad debe cambiar “con la misma fe y el entusiasmo con el que la juventud desea ver un país mejor”.

El pastor Keiner García, presidente de Cominela Juvenil, estima que más de la mitad de los manifestantes eran jóvenes. También señaló que el evento se produjo después de una movilización de diez días, cuando visitaron escuelas, prisiones y hospitales, donde los evangélicos de diversas denominaciones llevaron el mensaje de esperanza.

Venezuela está experimentando una grave crisis económica, donde la población no tiene fácil acceso a alimentos, medicinas y productos de limpieza. Miles de venezolanos han abandonado el país, mientras que el gobierno comunista de Nicolás Maduro sigue culpando a un inexistente “conspiración internacional” por la crisis de la nación, según publica el diario venezolano El Impulso.