Realizan bautismo donde Estado Islámico decapitó a 21 cristianos

Debido a su testimonio y predicación, Shahid llevó a muchos musulmanes a Jesús. Cerca de dos años después de haber sido convertido, había plantado 11 iglesias en diferentes partes de África del Norte y Europa.

  • Evangelismo    
  • 14 mar 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

LIBIA.- El misionero Shahid (nombre cambiado por razones de seguridad), es un ejemplo de cómo Dios está transformando vidas en las regiones más afectadas por el fundamentalismo islámico. La mayor parte de Oriente Medio y el Norte de África está habitada por las comunidades musulmanas.

En una entrevista con el programa Leading The Way, presentado por el Dr. Joseph Youssef, un ex musulmán que se convirtió en un pastor, Shahid dijo que nació y se crio en Libia.

Siempre fue un musulmán devoto y muy temprano asistió a la escuela coránica.

Se dedicó a estudiar incesantemente durante 14 años el Corán, se convirtió en un experto en jurisprudencia islámica. Sin embargo, admite que cuanto más se profundizó en las leyes musulmanas, más me quedé decepcionado con ellas.

Poco a poco él fue tomado por las dudas serias y buscó el consejo con amigos y familiares. La mayoría simplemente le dijo que no cuestionara la fe.

“Dijeron que existe un verso en el Corán exigiéndole a los musulmanes no procurar buscar respuestas sobre algunas cuestiones. Ellos saben que estas cosas podrían hacerles daño”, recuerda.

Después de preguntas sin respuesta, acabó abandonando el Islam y se convirtió en un ateo.

Sin embargo, tenía curiosidad sobre el cristianismo al conocer el Kingdom SAT. Este canal del ministerio Leading The Way transmite 24 horas al día programas cristianos que se pueden ver en todo el mundo musulmán.

Él decidió buscar secretamente a los cristianos en el Líbano y Jordania. Con el tiempo se convirtió al cristianismo. “Aprendí sobre quién es Jesús y la vida cristiana. Estudiamos cómo vivir con Cristo, en comunión con Él, y cómo ser parte la iglesia”.

Después de meses intenso estudio bíblico, Shahid fue bautizado. Entendiendo el profundo amor de Dios, vino a anunciar la buena noticia del Evangelio. “Yo no podía mantener la boca cerrada. Necesitaba compartir a Jesús con los demás”, dice.

Debido a su testimonio y predicación, Shahid llevó a muchos musulmanes a Jesús. Cerca de dos años después de haber sido convertido, había plantado 11 iglesias en diferentes partes de África del Norte y Europa.

Recientemente, fue divulgada una foto que tiene un profundo significado. Shahid bautizó a unos musulmanes convertidos en la misma playa Libia, donde 21 cristianos coptos fueron decapitados por yihadistas del Estado Islámico en febrero de 2015.

El Dr. Michael Youssef, fundador y presidente de Way, explica que el testimonio como Shahid y muchos otros conversos del Islam debe llevar la esperanza e inspiración para el cuerpo de Cristo en todo el mundo.

Original