Anciana que sufre demencia recita el Salmo 23 al cumplir 111 años

A pesar de su edad, Hester Ford se dispuso a recitar el Salmo 23 sin leer la Biblia e impresionó a todos.

  • Evangelismo    
  • 21 sep 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

EE.UU.-Una anciana cristiana llamada Hester Ford, de Carolina del Norte (EE.UU.), fue entrevistada el mes pasado por la televisión local WBTV. El motivo del reportaje fue la conmemoración de su cumpleaños número 111. Ella es la tercera persona más longeva en todo el estado.

“Me casé cuando tenía 14 años y tuve 12 hijos”, explicó. “Yo trabajaba en la granja. Hice un poco de todo en la granja”.

Hester tiene 53 nietos, 120 bisnietos y 126 tataranietos.

“Hay mucha gente que se está muriendo, incluso a una edad temprana. Así que vemos como una bendición que ella esté con nosotros todos estos años”, dijo su hija. La anciana sufre de demencia, pero cuando se trata de su fe, su memoria es impecable. Ella le recitó el Salmo 23 al reportero Kristen Hampton, quien le estaba dando cobertura a su cumpleaños.

“El tiempo desgastó a la señora Ford, pero una cosa permanece intacta e intocable por 111 años de vida: su fe”, escribió Hampton. “Cuando la visitamos, ella pudo recitar el Salmo 23, palabra por palabra, y terminó con una sonrisa. Su familia dice que su fuerte fe la ha seguido durante toda su vida, y da crédito a Dios por verla parada después de tantos años”.

“El Señor es mi pastor. Nada me falta. Él me hace descansar en verdes pastos. Él me guía a arroyos de aguas tranquilas. El restaura mi alma”, recitó la anciana. “Me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre”.

“Aunque ande en valle de sombra de muerte, no temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo. Tu vara y tu cayado me infundirán aliento”, continuó. “Usted prepara una mesa delante de mí en presencia de mis enemigos. Unges mi cabeza con aceite. Mi copa está rebosando”.

“Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida, y habitaré en la casa del Señor para siempre”, agregó.