Pareja musulmana se convierte tras soñar con Jesús

Amir y Rasha decidieron entregar sus vidas a Jesús, después de tener una visión con Cristo en sus sueños. Jesús habló con ellos por separado y les pidió que lo siguieran.

  • Evangelismo    
  • 7 nov 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

SIRIA. – Una joven pareja musulmana tuvo una experiencia sobrenatural transformadora después de escapar de su casa en Homs (Siria), en medio de la guerra civil que ha durado cinco años en el país.

De acuerdo con un informe de Puertas Abiertas, Amir y Rasha huyeron de su casa en Homs en medio de la guerra civil de cinco años en Siria. Como miles de otros, la pareja buscó refugio en el Líbano. “Desde 2012, vivimos en una tienda de campaña”, dijo Amir a la organización.

“No es una vida fácil, alrededor de un año la madre de mi esposa fue asesinada por un francotirador cuando salió de su casa, sólo para conseguir un poco de aire fresco. El hermano de mi esposa murió cuando él estaba camino a casa”.

A pesar de sus circunstancias de incertidumbre, la pareja reveló que estaba lleno de esperanza y alegría, después de un encuentro milagroso. “Hace unos tres meses, tuve una visión con Jesús”, compartió Rasha. “Estaba durmiendo y de repente vi a Jesús, vestido de blanco. Él dijo: ‘Yo soy el Cristo, tendrás una hermosa hija. Yo tenía ocho meses de embarazo, y un mes más tarde tuvimos nuestra hermosa hija”.

En la misma noche, su marido también tuvo un sueño con una visión de Jesús. “Vi a Jesucristo, vestido de blanco, y me dijo:”. Yo soy su Salvador, usted me seguirá”. Después de despertar, la pareja tomó una decisión valiente y decidió seguir aquellas palabras de consuelo en sus sueños.

“Hemos decidido seguirle. Le pusimos a nuestra bebé Cristina y abandonamos nuestras viejas costumbres islámicas”, dijo la pareja.

Como viven en un campo predominantemente lleno de musulmanes refugiados, Amir y Rasha ahora temen por sus vidas. Ante el temor de ataques de extremistas islámicos, Rasha aún viste como una mujer musulmana, cubriendo su cabeza con un velo.

“Nuestra familia es muy grande. Estamos con tienen miedo ahora, nos pueden matar”, dijo. “Ahora no tenemos un lugar fijo para vivir, siempre nos mudamos de un lugar a otro”.

Amir añadió: “Nuestra [musulmana] familia sabe que somos cristianos ahora ser cristiano es, para ellos, incluso destruir la Kaaba [edificio sagrado, que se encuentra en la Meca] en Arabia Saudita Esto se debe a que antes estábamos en la oscuridad y ahora… estamos en la luz. Quiero proteger a mi familia”.

A causa de su fe cristiana, el futuro de la pareja y su hija sigue siendo incierto: “Yo no trabajo en el Líbano, nuestra situación económica es mala porque somos cristianos. Los otros no quieren ayudarnos. La iglesia está ayudando en lo que es… posible “.

Sin embargo, la fe de Amir no se inmutó: “Lo más importante es conocer a Jesús y tenerlo como nuestro Salvador”, agregó el hombre. “Él nos salvará, siempre oramos al Señor, los adoramos libremente y nos protege. Dios está con nosotros, Dios va a resolver nuestra situación”.