Hechicero se rinde a Jesús después que misionero oró por su sanidad

El ex líder hindú estaba con una grave enfermedad de hace dos años, causada por la magia negra. Él fue sanado después de la oración de un misionero cristiano.

  • Evangelismo    
  • 24 may 2017   

¿Qué sientes con esta noticia?

INDONESIA. – El líder de un templo hindú que practicaba magia negra y se quedó en cama por dos años debido a una enfermedad grave se convirtió al cristianismo, después de que Jesús lo curó de forma milagrosa.

El director de un ministerio indígena, en el sur de Indonesia, compartió con Christian Aid Mission que el hindú creía que su misteriosa enfermedad fue causada por la práctica de la magia negra, que duró años.

El propio hechicero pidió oración.

El misionero pasó meses orando por el hechicero, para que Dios lo protegiera de la aflicción y lo curara, pero nada cambió. Un día, la mujer del líder hindú llamó al misionero y le pidió que pudiera hacer una nueva visita. Ella dijo que el chamán local, un guía espiritual hindú, había dejado de visitarlo.

“Yo fui a visitarlo de nuevo, y le pedí que invitara a Jesús y confesara que sólo Él es Dios y que sólo Él podía curarlo”, dijo el director del ministerio indígena. “Yo le dije: ‘Voy a orar por ti, pero debes creer que Él es Dios y que te va a hacer bien’.

El misionero oró por el líder hindú y luego se fue a casa.

Él regresó al día siguiente y encontró al líder del templo tan bien que ya estaba mezclando cemento para construir una pared.

“Cuando vine, él dijo: ‘Hola, señor Iglesia’, porque él no sabía mi nombre. “Él continuó: ‘Por favor, ore por mí y hábleme más sobre Jesús’, y después de eso le di un lector de MP3 con el Evangelio. A la semana siguiente, vine y lo bauticé”, explicó.

Influyente líder ahora predica el Evangelio

El ex hindú sigue siendo un influyente líder comunitario y ahora los vecinos vienen a él y le preguntan por qué se convirtió a Jesús. Si antes trabajaba con magia negra, hoy el hombre ayuda a expandir el Evangelio.

Los hindúes representan sólo el 1,7% de la población de Indonesia, donde el 87,2% de las personas son musulmanes y menos del 10% son cristianos. El Ministerio Puertas Abiertas observa que los hindúes, en Indonesia, tienen reglas estrictas que castigan a aquellos que dejan la religión para seguir otra.

Los creyentes que fueron hindúes terminan perdiendo sus familias, herencia y su lugar en la aldea por seguir a Jesús. Sin embargo, a través del evangelismo, de la distribución de la Biblia y de un orfanato aliado a proyectos de microempresas, el ministerio indígena lucha por el pueblo que aún no ha escuchado el Evangelio.

El director del ministerio compartió cómo recientemente una niña de 15 años en una aldea predominantemente hindú, preguntó por qué estaba allí para ofrecerles estudios bíblicos. En esa región, el grupo tiene un hogar para viudas, las únicas cristianas en el área. Una de ellas casi murió por practicar magia negra antes de venir a Cristo.

“La muchacha quería entender por qué Jesucristo era más poderoso que la magia negra”, dijo. “Un día, mientras yo iba a la casa de las viudas, ella me siguió y preguntó si podía oír lo que yo estaba enseñando a las viudas, comenzó a venir regularmente. Desde el tercer estudio bíblico, ella abiertamente cree y profesa a Jesús, ha publicado The Gospel Herald.