nav
Jueves 14 de Diciembre de 2017

Israel frena parque temático evangélico tras dichos de Pat Robertson contra Sharon

Esta vez el gobierno israelí informó que no firmará un acuerdo con él para la construcción de un parque temático evangélico en Galilea, al norte de Israel, en protesta por sus comentarios.

  • Sociedad    
  • 12 ene 2006   

¿Qué sientes con esta noticia?

Una vez más el telepredicador norteamericano Pat Robertson debe pagar las consecuencias por sus polémicas declaraciones. Esta vez el gobierno israelí informó que no firmará un acuerdo con él para la construcción de un parque temático evangélico en Galilea, al norte de Israel, en protesta por sus comentarios en los que sugirió que la hemorragia cerebral sufrida por el primer ministro Ariel Sharon era un castigo divino por haber ordenado el retiro de los colonos judíos de la Franja de Gaza.

“Reconsideramos el acuerdo y nos dimos cuenta de que no podemos firmar con Robertson ni con nadie que apoye su punto de vista”, afirmó ayer el portavoz del Ministerio de Turismo israelí, Ido Hartuv. El funcionario indicó que el ministro de la cartera, Abraham Hirchson, “tiene una fuerte posición sobre esto y no puede aceptar lo que se ha dicho”.

Robertson, fundador del famoso programa de televisión El Club 700, perdió el favor del Ministerio de Turismo israelí cuando aludió al estado de salud del primer ministro. “Ariel Sharon era una persona muy agradable, una persona encantadora. Yo recé personalmente junto a él. Pero aquí lo tenemos, al borde de la muerte.

Estaba dividiendo la tierra de Dios y yo diría pobre del primer ministro israelí que adopte una postura similar para apaciguar a la Unión Europea, a Naciones Unidas o a EE.UU. Dios dijo: ‘Esta tierra me pertenece, es mejor que la dejen en paz'”.

Estaba previsto que Israel firmara un acuerdo turístico con Robertson y con un grupo de otros líderes evangélicos, comprometiendo al gobierno hebreo a otorgar tierras e infraestructura para el Centro del Legado Cristiano en Galilea. El telepredicador, por su parte, había acordado reunir US$ 50 millones para el proyecto. Emplazado sobre 14 hectáreas de colinas y costas rocosas del Mar de Galilea, el parque -que incluye varios lugares donde Jesús habría realizado su ministerio- atraería hasta un millón de peregrinos por año, los cuales gastarían US$ 1.500 millones al año y daría empleo a casi 40 mil personas, según el Ministerio de Turismo israelí.

En todo caso el proyecto seguirá adelante. “Comenzamos el proyecto antes de que Robertson subiera a bordo y continuaremos sin él”, dijo al diario The Jerusalem Post Uri Dagul, quien encabeza voluntariamente la comisión directiva que supervisa el proyecto. El gobierno israelí presentó sus planes para el centro cultural y el jardín bíblico en mayo pasado. Según Dagul, la construcción comenzaría en 2007 y tomaría tres o cuatro años para completarse.

Contra Chávez

Los polémicos dichos de Robertson no son nuevos. En agosto pasado el telepredicador provocó una ola de críticas cuando en su programa de televisión llamó al Presidente de EE.UU., George W. Bush, a asesinar a su homólogo venezolano, Hugo Chávez, para frenar la “infiltración comunista y el extremismo islámico”. “Tenemos la capacidad para eliminarlo y creo que ha llegado el momento para ejercer esa capacidad”, dijo Robertson. Tras la polémica, el telepredicador pidió disculpas, pero dijo que había sido malinterpretado.

La Tercera