500 mil animales son sacrificados a la diosa Gadhimai en Nepal

“Es un ritual relacionado con la fe de la población”, dijo Yogendra Dulal, un administrador del distrito de Bara. “No podemos herir sus sentimientos y prohibir la práctica”.

  • Cultura    
  • 1 dic 2014   

¿Qué sientes con esta noticia?

ANI.- Un festival hindú en el que se realiza un ritual de sacrificio de animales comenzó el viernes (28) en el sur de Nepal, donde los devotos creen que la acción traerá buena suerte y que la diosa hindú le concederá sus deseos. El festival, que dura dos días se llama “Gadhimai Mela” y llevó a cabo en el distrito de Bara.

Antes del amanecer, un sacerdote sacrificó cinco animales – una rata, un pollo, una paloma, una cabra y un cerdo – y dejó caer cinco gotas de su propia sangre en un campo fuera del templo Gadhimai.

Durante el día, los hindúes sacrificaron más de 5.000 búfalos. Al final de la fiesta, aún otros animales son sacrificados.

Los organizadores y las autoridades locales sostienen que el festival se celebra cada cinco años como una tradición de varias generaciones, a pesar que defensores de animales denunciaron este festival es un acto de barbarie.

Durante el festival de 2009, se sacrificaron alrededor de 200 mil animales. La mayoría de los participantes son de la vecina India.

Con machetes en mano, fieles hindúes en el sur de Nepal ignoraron el llamado de activistas y comenzaron a matar a miles de animales en un sacrificio ritual el viernes (28).

Decenas de miles de personas se reunieron para la ceremonia, que se celebra cada cinco años en Gandhimai templo en Bariyarpur (distrito de Bara), a unos 160 km de la capital, Katmandú.

Cerca de 500.000 animales, incluyendo búfalos, cabras y cerdos se matan en el ritual, estimó el grupo Sociedad Humana Internacional. El evento terminó el sábado (29).

Las autoridades enviaron a cientos de policías para asegurar que no hubiera enfrentamientos entre los activistas y los fieles.

“Es un ritual relacionado con la fe de la población”, dijo Yogendra Dulal, un administrador del distrito de Bara. “No podemos herir sus sentimientos y prohibir la práctica”.

Más del 80% de los 27 millones de nepaleses son hindúes y, a diferencia de los devotos en la vecina India, a menudo matan a los animales para apaciguar a las deidades.

Para ellos, los sacrificios hechos en el festival Gandhimai calmarán a la diosa hindú de poder y ella les traerá suerte y prosperidad.

Recientemente, el Tribunal Supremo de la India pidió al gobierno que evitase el movimiento ilegal de animales para la ceremonia en Nepal.