nav
Sábado 23 de Julio de 2016

¡Milagro! Niñas gemelas son sanadas de cáncer tras oración de sus padres

Este año, las niñas van a celebrar otro cumpleaños, libre de cáncer. “Cada año es una celebración para nosotros y nos damos cuenta de que fue un milagro”, dijo Michael.

  • Familia    
  • 9 feb 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

EE.UU.- Una pareja estadounidense se sentía muy afortunada pues habían dado a luz a dos hermosas gemelas que parecían iluminar su vida. Más aún las dos chicas habían nacido el 4 de julio, día de la festividad de la independencia de aquel país, lo que les causó aún más regocijo. Sin embargo Alyssa y Michael Dunn se llevarían una muy mala sorpresa luego de un chequeo rutinario.

Isabella y Madelein, tenían una extraña hinchazón en sus estómagos y el pediatra estaba muy preocupado porque era muy probable que esto fuera un cáncer.

Los exámenes lo confirmaron y los padres pasaron de vivir en un sueño a una horrible pesadilla: sus dos gemelas de sólo dos meses tenían el mismo cáncer en el hígado.

“En el camino al hospital temíamos lo peor, pero esperamos y oramos por lo mejor. Esperamos que sería rutinario, pero en el fondo nos preocupaba que podría ser el peor de los casos “, dijo Michael.

“Cuando llegamos por primera vez me dijeron que no había manera de tratar el cáncer. Ellas eran demasiado joven…”, dijo Alissa.

Los doctores recomendaron que las niñas se sometieran a quimioterapias para eliminar la enfermedad y ahí sucedió lo que nadie esperaba.

En algún momento sus hijas estaban tan enfermas que, según sus padres, apenas podían tocarlas. Además debían someterlas a cuatro sesiones de quimioterapia que podían ser muy dañinas.

“Cuando usted está caminando a través de ese valle, realmente no sabe cómo las cosas van a salir. Todo lo que se puede hacer es confiar en el Señor y poner su fe en Él”, dijo Michael.

Para la segunda quimioterapia sucedió algo sorprendente. Los médicos reunieron a Isabella y Madeleine por primera vez para este tratamiento y fue como si el simple hecho de juntarlas las hizo más felices pues los padres dicen que comenzaron a reír y a jugar entre ellas.

Después consiguieron ir a casa para continuar sus tratamientos. Y con el correr del tiempo llegó la buena noticias después de un examen de resonancia magnética, no había evidencia de cáncer en las hermanas gemelas.

“Lo hicimos. Nuestras niñas fueron sanadas. El Señor decidió sanarlas”, dijo Michael. Este año, las niñas van a celebrar otro cumpleaños, libre de cáncer. “Cada año es una celebración para nosotros y nos damos cuenta de que fue un milagro”, dijo Michael.

“La curación de las gemelas fue sin duda un regalo de Dios. Él las bendijo y las eligió para ser curadas por las manos de los médicos y las enfermeras. No hay otra manera en que pueda explicarse. Se les dio una pequeña posibilidad para sobrevivir. No hay duda en mi mente, que fue un milagro”, dijo Michael.

Original