San Antonio, Texas podría castigar a los que defienden la Biblia

Los opositores al proyecto, en su mayoría líderes de las iglesias de la ciudad, argumentaron que la propuesta viola el derecho a la libertad de religión, libertad de expresión, y en contra de la Constitución del Estado de Texas.

  • Iglesia/Estado    
  • 30 jul 2013   

¿Qué sientes con esta noticia?

San Antonio, Texas con ley podría castigar a los que defienden la Biblia

El Consejo de la Ciudad de San Antonio, Texas, está considerando una propuesta que podría crear un precedente político peligroso en “el mayor país cristiano en el mundo.” Este Consejo, está estudiando un proyecto de ley que puede discriminar y castigar a los que creen en la Biblia.

Bajo el título de estar en “contra del prejuicio”, el tema principal es el castigos en contra de todos aquellos que expongan públicamente cualquier tipo de prejuicio en contra de los homosexuales, lo que sería un problema para los defensores de la Biblia.

Los cristianos de la ciudad ya se movilizaron, ya que, según el contenido publicado de la nueva ley, cualquier persona que se enmarca en esta legislación no puede, por ejemplo, participar en el gobierno de la ciudad si defiende la Biblia.

El texto publicado de la ley dice: “Nadie podrá ser nombrado para un cargo o tener un contrato vinculante, si la ciudad entiende que esa persona jurídica, ha estado dedicada a la discriminación o el prejuicio que se muestra con palabras o acciones en contra de cualquier persona, grupo u organización, ya sea por motivos de raza, color, religión, origen nacional, sexo, orientación sexual, identidad de género, estado de salud, edad o discapacidad”.

Es decir, si un cristiano declara en un púlpito, en la radio, en la televisión o en la prensa que “la homosexualidad es un pecado condenado por Dios”, este tendrá que responder ante los tribunales. También se evitará que un cristiano comprometido pueda tener un cargo público en la ciudad, ya sea como asesor (consejero), alcalde, juez, fiscal, o algo menos importante. Esto incluye a personas que hacen negocios o proporcionan un servicio a la municipalidad.

Los opositores al proyecto, en su mayoría líderes de las iglesias de la ciudad, argumentaron que la propuesta viola el derecho a la libertad de religión, libertad de expresión, y en contra de la Constitución del Estado de Texas.

Charles Flowers, pastor de la Iglesia Faith Outreach, es uno de los líderes del movimiento que trata de bloquear la votación, él dijo a OneNewsNow que el concepto de “perjuicio” es muy amplio y “puede significar cualquier cosa”. Steve, pastor, de la Iglesia Bautista Village Parkway dice que “los funcionarios públicos cristianos de la ciudad serán muy afectados por esto”.

A pesar de tanta polémica, el proyecto de ley será sometido a votación el próximo mes, según publicó el Ayuntamiento de San Antonio, en muchos aspectos, esta ley se asemeja a algunos aspectos de la PL 122 que esté pendiente en el Senado desde el 2006.

Traducido y adaptado por NoticiaCristiana.com de OneNewsNow