nav
Martes 06 de Diciembre de 2016

Evangélicos dominicanos se manifiestan contra el aborto frente al Congreso

“Les estamos solicitando la aprobación del Código Penal manteniendo la penalización de todo tipo de aborto en la República Dominicana”, Consejo Dominicano Unidad Evangélica.

  • Iglesia/Estado    
  • 10 dic 2014   

¿Qué sientes con esta noticia?

7DÍAS, SANTO DOMINGO.- Decenas de seguidores de las iglesias agrupadas en el Consejo Dominicano Unidad Evangélica (CODUE), encabezados por su presidente Fidel Lorenzo, realizaron se manifestación el lunes -8- en la explanada frontal del Congreso Nacional reclamando a los diputados que rechacen la observación presidencial al nuevo Código Penal, que según ellos despenalizaría el aborto.

Lorenzo explico que decidieron hacer una vigilia frente al Congreso, por ser la fecha en que la Comisión Permanente de Justicia de la Cámara de Diputados, se reuniría para iniciar el estudio de las observaciones hechas por el presidente Danilo Medina al Código Penal, para que se tomen en cuenta los derechos de la mujer de interrumpir el embarazo en situaciones especiales, a lo que se oponen católicos y evangélicos.

Al final de la manifestación, Lorenzo leyó una carta al presidente de la cámara baja, Abel Martínez, en la que le recuerda que el pueblo aceptó como buena y válida la aprobación del Código Penal manteniendo la penalización del aborto como lo establece la Constitución en su artículo 37 que consagra el derecho a la vida desde la concepción hasta la muerte.

“En tal virtud –señalan los religiosos en el documento- les estamos solicitando la aprobación del Código Penal manteniendo la penalización de todo tipo de aborto en la República Dominicana, en el tendido de que el ser humano tiene derecho a la vida desde que es concebido y por esa razón su vida debe ser protegida por nuestra Ley Sustantiva, que es la Constitución de la República del 26 de enero del 2010 que así lo dispone de manera taxativa”.

Indican que resulta inconcebible que el Congreso se esté desde hace tiempo inmerso en un debate sobre un código que ya fue aprobado, y que tardó más de 10 años en sus dos cámaras y que ahora observó el Poder Ejecutivo, obedeciendo a presiones de organismos internacionales y minorías que dicen defender los “derechos de la mujer”, sin tomar en cuenta la opinión de la mayoría del pueblo dominicano que tiene valores cristianos innegociables.

Los evangélicos les recuerdan a los legisladores que ellos constituyen una amplia representación de ciudadanos y ciudadanas dominicanas conscientes, que decidieron reunirse en esa manifestación “histórica”, para hacer sentir su voz y evitar que miles de criaturas perezcan en los próximos años por decisiones irresponsables, en caso que sean acogidas las observaciones planteadas por el presidente Medina.

El pasado 28 de noviembre, el presidente Medina vetó la reforma del Código Penal por los artículos relacionados con el aborto.

El gobernante señaló que “la complejidad específica de la infracción relativa a la interrupción del embarazo, en la que entra en juego la vida de la madre, exige ineludiblemente hacer explícitos los supuestos excepcionales en que debe prevalecer el derecho fundamental a la vida de la mujer embarazada, o el derecho al respeto de su dignidad humana y de su integridad psíquica y moral”.