nav
Viernes 02 de Diciembre de 2016

Evangélicos luchan para que no se apruebe matrimonio gay en Irlanda

Las denominaciones protestantes (metodistas y presbiterianas) están haciendo campaña a favor del “no”, argumentando que “una postura histórica –y cristiana- del matrimonio entre un hombre y una mujer es lo que afirmamos que se necesita para el bien común de la sociedad”.

  • Iglesia/Estado    
  • 21 may 2015   

¿Qué sientes con esta noticia?

Este 22 de mayo será un día clave en Irlanda, ya que realizará un referéndum muy esperado para decidir si el país permitirá el matrimonio entre personas del mismo sexo.

Los evangélicos han defendido su enfoque bíblico a través de una campaña pero esforzándose para tener conversaciones honestas con la comunidad de gay.

Todos los principales partidos han anunciado que apoyan la iniciativa del Primer Ministro, Enda Kenny.

En un país donde el catolicismo ha tenido una fuerte influencia en el pasado, esta iglesia ha sido la principal protagonista pidiendo a la gente que vote que “no” y que se mantenga el matrimonio entre un hombre y una mujer, ya que la práctica homosexual no se legalizó en Irlanda hasta el año 1993.

En 2010 el gobierno puso en vigor la Ley de Unión Civil, pero el referéndum de esta semana podría otorgar a las parejas homosexuales plena igualdad legal, tal como la que poseen los matrimonios heterosexuales.

Las denominaciones protestantes (metodistas y presbiterianas) están haciendo campaña a favor del “no”, argumentando que “una postura histórica –y cristiana- del matrimonio entre un hombre y una mujer es lo que afirmamos que se necesita para el bien común de la sociedad”.

La Alianza Evangélica de Irlanda (EAI, por sus siglas en inglés) también ha participado en el debate social, añadiendo un nuevo enfoque al tema y buscando un diálogo honesto. Alegan que el debate no debería centrarse solamente en ganarse el voto del viernes.

La gente debería ir más allá de la controversia inmediata, argumentó Nick Park, director ejecutivo de la EAI, en una entrevista con la emisora de radio, News Talk.

“La gente debería votar según su propia convicción, pero recomendamos un ‘no’ […] porque no creemos que redefinir el matrimonio sea la mejor manera de abordar el problema de la discriminación”, dijo.

Park defendió una legalidad más adecuada en la que todas las parejas fueran tratadas con igualdad, sin alterar el matrimonio.

“El matrimonio es una práctica comunitaria […]. El matrimonio no le pertenece a la Iglesia, por supuesto, pero también hemos llegado a la conclusión de que el matrimonio tampoco le pertenece al estado, que ha sido el único que ha regulado el matrimonio en Irlanda los pasados 160 años”.

Fuente: Mundo Cristiano