Ateos atacan a entrenador por bautizar a futbolista en EEUU

El técnico pasó a discipular al atleta durante varias semanas antes de ser bautizado, y sus palabras durante la ceremonia despertaron la furia de los ateos.

  • Iglesia/Estado    
  • 1 nov 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

MISSISSIPPI, EE.UU. El entrenador Ryan Smith bautizó a uno de los jugadores de su equipo de fútbol, ​​Garrick Alford en septiembre. La decisión fue tomada por el atleta después de que él se acercó al entrenador, que es cristiano, y le dijo que quería tener una vida de fe.

Aunque la decisión de avanzar hacia una creencia es personal y garantizado por la ley de libertad religiosa, un grupo de ateos pasó atacó a Ryan por haber bautizado al atleta de la Escuela de Newton, en el estado de Mississippi (EE.

UU.).

Ryan pasó discipulando a Garrick durante varias semanas antes de ser bautizado, pero fueron sus palabras durante la ceremonia que despertaron la furia de los ateos. El entrenador dijo a los jugadores que Dios lo estaba animando a llegar a los atletas con el mensaje del Evangelio. También dijo que aceptar a Cristo es “una decisión hecha por el hombre”.

El bautismo, que tuvo lugar el 21 de septiembre, fue publicado en Facebook y tocó a miles de personas. El video ha tenido más de 245.000 visitas y 2.412 veces ha sido compartido.

En contradicción con el evento, el representante de la Fundación Libertad de Religión, Sam Grover, escribió una carta al distrito escolar el 13 de octubre, indicando que las leyes prohíben a los entrenadores, ofrecer instrucción religiosa a los jugadores.

Afirmó que el bautismo era “ilegal”.

“Cuando un entrenador de fútbol de la escuela organiza un bautismo con sus jugadores, los estudiantes del equipo van a darse cuenta de que el ritual religioso está siendo inequívocamente aprobado por su escuela”, dijo Grover.

Dan Barker, presidente de la organización de ateos, señaló como ilegal el hecho de que el entrenador orara antes de los partidos. “Los entrenadores que no pueden controlar sus impulsos de proselitismo, no deben ser empleados por las escuelas públicas”, dijo Barker.

Sin embargo, de acuerdo con el director del Instituto de Justicia de Mississippi, Mike Hurst, la organización atea tergiversó los hechos del caso. En pasado 27 de octubre, Hurst emitió una declaración de apoyo al distrito escolar y sus empleados.

“El Distrito Escolar de Newton no tiene nada que ver con las creencias religiosas del entrenador Smith. El pedido de la Fundación Libertad de Religión rechaza la tolerancia religiosa, rechaza la adaptación religiosa y trata de crear un sistema en el que el Gobierno puede dictarles a sus empleados cómo, dónde y con quién pueden practicar su religión”.

En otra carta, Hurst añade que el entrenador no cometió ningún error mediante la práctica de sus creencias religiosas y que no había ninguna violación constitucional porque el acto del bautismo se llevó a cabo fuera del horario escolar y con “otras personas que deseaban expresar sus propias creencias religiosas”.