Pastor condenado en Corea del Norte es obligado a cavar hoyos todos los días

Fue condenado a cadena perpetua y trabajos forzados.

  • Persecuciones    
  • 15 ene 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

COREA DEL NORTE.- El pastor Hyeon Soo Lim, de 60 años, pasa todos los días cavando hoyos como parte de su sentencia de cadena perpetua en Corea del Norte. Los trabajos forzados son parte de la pena dijo en una entrevista con CNN.

El pastor es el único recluso en la prisión que es obligado cada día a seguir esta rutina de de trabajo duro. “Nunca fui al trabajo tan temprano, estos trabajos son difíciles”, dijo Hyeon Soo Lim, quien tiene ciudadanía canadiense.

El trabajo que él lleva a cabo es de ocho horas al día, seis días a la semana abriendo agujeros para el campo de la prisión.

La entrevista fue realizada en un hotel de Pyongyang, el pastor llegó vistiendo un traje gris de recluso. De acuerdo con el informe de la G1, el pastor tenía la cabeza rapada y fue acompañado por dos guardias.

La detención de Hyeon Soo Lim ocurrió en enero de 2015, se le acusa de intentar derrocar al régimen de Corea, y su único delito es ser un misionero de la Iglesia Presbiteriana Coreana Luz de Toronto. Entró en Corea del Norte desde China y fue arrestado mientras realizaba una misión humanitaria en el país de Kim Jong-un.

Nacido en Corea del Sur, Lim ha orado por los dos países para que se reunifiquen.

“Todos los días oro por el país y por el pueblo, pido por los del Norte y los el Sur para que se reunifiquen, para que situaciones como la mía no ocurran más”, dijo.

Al final de la entrevista, que duró aproximadamente una hora, los guardias fueron a buscar al prisionero.

Pyongyang ve a los misioneros extranjeros con gran sospecha, pero permite algunas actividades humanitarias.

Canadá condenó la pena del mes pasado considerándola “demasiado severa” en contra de su ciudadano.

Un número de cristianos, en su mayoría estadounidenses de origen coreano, fueron detenidos en Corea del Norte. Algunos fueron capaces de volver a su país después de la intervención de políticos de alto rango de Estados Unidos.