Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
nav
Viernes 14 de Diciembre de 2018

Cristiana quemada viva por negarse a casarse con musulmán

Asma Masih, de 25 años, no resistió las quemaduras y murió en el hospital el pasado domingo (22).

  • Persecuciones    
  • 24 Abr 2018   

¿Qué sientes con esta noticia?

    SIALKOT, PAKISTÁN.- Una joven cristiana paquistaní fue quemada viva después de negarse a casarse con un musulmán y convertirse al Islam. Asma Masih, de 25 años, murió en el hospital el pasado domingo después de negar repetidas propuestas de matrimonio de un musulmán local, según el Pakistan Today.

    Su padre, Yaqoob Masih, dijo que Asma había ido a atender la puerta mientras trabajaba como ayudante doméstico en Sialkot, en el noreste de Pakistán, cuando fue atacada.

    Yaqoob, que estaba visitando la casa en la que estaba trabajando, afirmó que vio “Rizwan Gujjar huyendo de la escena mientras Asma estaba en llamas”.

    Los medios locales informaron que el subsecretario Muhammad Riaz, de la policía civil, dijo que Guijar confesó el ataque y fue arrestado. “Nosotros preparamos los documentos necesarios y lo enviamos a la cadena”, dijo.

    Mercancía barata

    Nasir Saeed, director de CLAAS-Reino Unido, una institución de caridad cristiana que trabaja en Pakistán, dijo que las niñas cristianas son vistas como inferiores y como una mercancía barata.

    Él dijo a Christian Today que a pesar de que algunas leyes están en vigor, como la Ley de Protección contra el acoso a las mujeres en el lugar de trabajo (Enmienda) de 2010 y la Ley de Protección a las mujeres contra la violencia de 2015, son difíciles de aplicar.

    Cristianas en peligro

    Las mujeres siguen en peligro y Pakistán es considerado el tercer país más peligroso del mundo para mujeres y niños. “A menudo son perseguidas e intimidadas en su lugar de trabajo. Ellas a menudo se ven obligadas a convertirse al Islam y casarse con colegas musulmanes”, dijo Nasir Saeed a Christian Today.

    “Si se niegan, tendrán consecuencias terribles. A veces, son secuestradas y convertidas a la fuerza al Islam, y a veces son atacadas con ácido. “Estos casos se están convirtiendo en cuestiones cotidianas y la policía casi no hace avances, especialmente si la víctima es cristiana”, finalizó.

    [ Fuente: Christian Today ]