Los 14 Conflictos Religiosos, “focos rojos” en La Montaña y Costa Chica: CRIEM

De acuerdo con el Comité Representativo de las Iglesias Evangélicas en La Montaña, en los municipios de la región y de Costa Chica hay al menos 14 conflictos religiosos

  • Policial/Judicial    
  • 2 sep 2008   

¿Qué sientes con esta noticia?

De acuerdo con el Comité Representativo de las Iglesias Evangélicas en La Montaña (CRIEM), en los municipios de la región y de Costa Chica hay al menos 14 conflictos religiosos que por el nivel de confrontación son considerados como “focos rojos”.

Oscar López Ramírez, dirigente del Comité y pastor en Tlapa, comentó que es una situación de la cual ya informaron al gobierno del estado para que los atienda e instruya a los ayuntamientos para que coadyuven en la solución, pues hay casos en los cuales los alcaldes no participan, como en este municipio, donde, acusó, “el presidente no ha hecho nada” respecto al conflicto en Tenango Tepexi, localidad de la que cinco familias evangélicas fueron expulsadas el año pasado.

López explicó que durante los últimos años las iglesias evangélicas han tenido auge entre las localidades indígenas, por lo que ahora, estima, hay en La Montaña unas 10 mil personas que profesan una religión distinta a la católica. “Hay pueblos en los que 20 por ciento de la gente es evangélica”, comentó.

Producto de la expansión, los conflictos de carácter religioso se han multiplicado y al momento en el CRIEM estiman que 14 de ellos pueden agravarse.

“Nosotros hemos hablado con las autoridades porque queremos prevenir los problemas. Hay muchos focos rojos, hay casos en Metlatónoc, en Cochoapa el Grande, Atlamajalcingo del Monte, San Luis Acatlán, Tlapa y otros municipios”.

Los conflictos se generan cuando los vecinos se excluyen de participar en las actividades comunitarias de carácter religioso y rehúsan a aceptar cargos de autoridad. “Nuestros hermanos han sufrido abusos, nosotros lo único que pedimos es que se respeten nuestros derechos, la libertad de culto, nada más”.

El año pasado en Tlapa familias evangélicas fueron expulsadas de Tenango Tepexi y de Chiepetlán. El caso del segundo conflicto quedó solucionado una vez que las familias excluidas aceptaron un recursos para la compra de un predio que les otorgó la Comisión Nacional Para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI); ,mientras que en el caso de Tenango, las 5 familias están viviendo en una iglesia en Tlapa.

López señaló que el alcalde Martimiano Benítez no ha coadyuvado en la solución de ninguno de ningún caso, que no les ha otorgado audiencia al CRIEM pese a que del gobierno del estado le ordenaron que lo hiciera. Pero también el pastor se quejó de que el ex subsecretario de Asuntos Religiosos, Javier Bataz Benítez, renunció al cargo para postularse como candidato a alcalde de Coyuca y dejó pendientes la solución de los conflictos en La Montaña, “nos dejó bailando”, lamentó López.

En junio, la organización religiosa dio a conocer que en La Montaña durante los últimos años el número de indígenas que profesan una religión distinta a la católica ha ido en aumento y tan sólo en el municipio de Tlapa hay alrededor de 3 mil 500 evangélicos, según estimaciones.

Para el gobierno del estado, por el nivel de tensión, son tres los más “relevantes”: Tenango Tepexi y Chiepetlán, en Tlapa; y Pueblo de Dios, municipio de Alcozauca.

En Tenango y Chiepetlán seis familias evangélicas pretenden ser expulsadas por no participar en las fiestas religiosas ni en otras actividades comunitarias.

En el caso de Chiepetlán, el conflicto se agravó en 2007 cuando los vecinos de la localidad, en una asamblea general, decidieron expulsar a tres familias evangélicas, quienes tras la decisión de la mayoría del pueblo, se refugian en la cabecera de Tlapa.