nav
Lunes 25 de Septiembre de 2017

Iglesia aplaude nueva Ley para crack y cocaína que reduce la pena de encarcelamiento

La ley manda un mínimo de cinco años de prisión por posesión simple de cocaína crack. Sin embargo una cantidad de cocaína en polvo 100 veces más grande que la de crack, sería también la mima condena a 5 años de cárcel.

  • Policial/Judicial    
  • 4 ago 2010   

¿Qué sientes con esta noticia?

Grupos conservadores evangélicos y protestantes liberales aplaudieron una nueva legislación que hace la diferencia en las condenas entre la posesión de crack y cocaína en polvo venga a ser más justa.

La Sentencia de Justicia de 2010, aprobó semana pasada, la reducción de la relación 100 a 1 de las condenas por posesión de cocaína crack, en comparación con las de cocaína en polvo de 18 a 1.

“La legislación establece un progreso significativo hacia la paridad en las sanciones penales por posesión y consumo de crack y cocaína en polvo, si bien no iguala totalmente las penas para los dos fármacos, la Sentencia de Justicia reduce la disparidad y también disminuye el costo para los contribuyentes de encarcelamiento largo innecesario”, explicó Galeno Carey, director de asuntos gubernamentales de la Asociación Nacional de Evangélicos.

La ley manda un mínimo de cinco años de prisión por posesión simple de cocaína crack. Sin embargo una cantidad de cocaína en polvo 100 veces más grande que la de crack, sería también la mima condena a 5 años de cárcel.

Crack y cocaína en polvo son la misma droga, pero el crack es utilizado más por afroamericanos, mientras que la cocaína es manipulada principalmente por los blancos e hispanos.

Los afroamericanos tienen el 82,7 % de las condenas de crack, de acuerdo con datos de 2007 de la Comisión de Penas de EE. UU Mientras tanto, los acusados blancos e hispanos representan 71,4 % de las condenas por cocaína en polvo.

El reverendo doctor Michael Kinnamon, director ejecutivo del Consejo Nacional de Iglesias de Cristo en los EE. UU., dijo que esto es un “trato desigual” de las personas de color bajo la ley de posesión actual de crack-cocaína y que aumentará el “cinismo” en el sistema penal de justicia.

La nueva ley, reducirá las condenas en un promedio de 27 meses una vez publicada, afectando unos 3.000 casos al año, y ahorrando 42 millones en cinco años, según estimaciones de la Comisión de Penas en los EU. Pero no causará problema a las personas que ya están cumpliendo una condena por delitos de bajo nivel de crack.

F: Christian Post