nav
Sábado 21 de Octubre de 2017

Estafan a un pastor evangélico con 15. 000 euros

El pastor Juan Antonio G., aseguró en la Audiencia Provincial de Madrid que no dudó de la veracidad de Preferida Margaritha Henry. porque esta “hablaba tan bonito” que él le entregó los 15.000 euros “inocentemente”.

  • Policial/Judicial    
  • 11 nov 2011   

¿Qué sientes con esta noticia?

Madrid.- Juan Antonio G., un pastor de la iglesia evangélica de Valladolid, fue estafado por una mujer quien le propuso que si le entregaba 15. 000 euros, él ganaría 60. 000 euros, producto de una herencia millonaria que le había dejado una víctima que sufrió el ataque del 11 de Septiembre, publica la agencia EFE.

Ahora el pastor Juan Antonio G., aseguró en la Audiencia Provincial de Madrid que no dudó de la veracidad de Preferida Margaritha Henry.

porque esta “hablaba tan bonito” que él le entregó los 15.000 euros “inocentemente”.

El fiscal ha determinado en el juicio que Preferida Margaritha Henry. podría ser condenada a seis años de cárcel por los delitos de estafa, falsedad de documento oficial y simulación de delito. Pero la historia de estafas no termina allí porque Rafael A., miembro de la iglesia evangélica Pentecostal Unida de Madrid, recurrió a su familia en Ecuador para que le enviaran dinero y a una amiga de España, a la cual le entregó a la procesada 27.500 euros, ya que habían recibido de Margarita Henry la misma promesa sobre su supuesta herencia.

El pastor Juan Antonio G., resaltó que su idea era entregar a los feligreses de su comunidad, formada principalmente por gente con pocos recursos, los 60.

000 euros que recibiría de la acusada la cual sacaría de la aduana los baúles con 12 millones de dólares, que el empresario de diamantes, fallecido en las Torres Gemelas, le había dejado en herencia.

Sin embargo, los 15. 000 euros que le había dado el pastor a la estafadora, no era dinero suyo, sino que se lo había prestado a Pedro José P., uno de sus miembros, el cual lo obtuvo porque se había prejubilado y sintió “ayudar a la gente” de su comunidad.

Con engaño a policía quería seguir estafando

Los hechos, que se remontan a febrero de 2010, fueron finalmente esclarecidos por la policía cuando cuatro meses después la procesada, con nacionalidad de Saint Christopher y Navis (Antillas), acudió a una comisaría a denunciar que le habían estafado, momento en que se dudó de la veracidad de su relato y se comprobó que lo que pretendía era “seguir con el engaño”, ha señalado un agente.

“Desde el principio, no me gustó porque ella traía una documentación de la aduana escrito presuntamente por la Guardia Civil en inglés y contaba que había sido marine y médico. Comprobamos que la documentación era falsa y que lo que intentaba era “seguir exprimiendo a las víctimas alargando la historia”, explicó la policía.

La defensa ha puesto en duda las explicaciones de las víctimas al preguntarles reiteradamente si tenían prueba de esas entregas de dinero por su parte y, por qué no sospecharon nunca de que el presunto negocio era una estafa.

Los testigos han alegado a las preguntas de la letrada que el contacto con la procesada había partido de un relevante pastor evangélico de la República Dominicana del que no podían dudar. Por lo que la Fiscalía solicita que la acusada indemnice a los afectados con cerca de 41.000 euros, publica la agencia EFE.