nav
Miércoles 30 de Noviembre de 2016

Niña de Testigos de Jehová dice que Satanás le ordenó que matara a sus hermanos

Una niña de once años mata a sus hermanos pequeños por orden de Satanás. La menor ahogó a su hermana de nueve meses y a su hermano de tres años en pocos días y posteriormente intentó quitarse la vida.

  • Policial/Judicial    
  • 24 ago 2015   

¿Qué sientes con esta noticia?

MEXICO.- Fernanda Cruz, una niña de once años, asesinó a dos de sus hermanos pequeños en un periodo de pocos días porque, según confeso, se lo ordenó Satanás. Los hechos comenzaron el pasado 19 de julio en la localidad de Madero, cuando Fernanda tapó la nariz y la boca a su hermana menor, de nueve meses de edad, ahogándola. La pequeña fue trasladada al hospital, pero no resistió y falleció antes de llegar al centro sanitario.

Días después, el 27 de julio, la menor se deshacía de su hermano de tres años, asfixiándolo con un cojín.

El pequeño también fue trasladado al hospital, pero tampoco se pudo hacer nada por su vida. Dada la situación, el 29 de julio otra hermana de Fernanda Cruz, de unos nueve años, ingresaba en el hospital con una crisis nerviosa, originada por su hermana, sobre la cual decía que era mala y que no quería que la tocase.

El 10 de agosto se descubrió todo lo ocurrido, después de que Fernanda intentase quitarse la vida con unas pastillas. Cuando la policía acudió a interrogarla, confesó haber matado a sus hermanos por orden de Satanás, y que intentó suicidarse para reunirse con ellos. Los padres de los menores están consternados, aunque según el diario La Verdad, reconocen que su hija ya les había comentado sus conversaciones con Satanás, el cual salía de entre las sombras.

Dentro de las declaraciones que se le tomaron a la menor Fernanda Cruz, ésta argumentó “que ella privó de la vida a sus dos hermanitas, pues voces se lo ordenaban”.

El asunto se encuentra ahora en manos de la justicia, que prosigue con su investigación con el fin de establecer las responsabilidades correspondientes.

Brujería

La madre de la niña Fernanda, Mariana Chávez López, asegura a las autoridades que su familia padece serios problemas de estabilidad desde que fue embrujada por una mujer a quien le trabajaba anteriormente.

La familia es de la religión “Testigos de Jehová” y al decir de la procuradora del DIF, Antonia de Jesús Cuervo Torres, la niña Fernanda tiene un diagnóstico preliminar de esquizofrenia, por lo cual se tipifica como una enfermedad de trastorno mental en el que probablemente no sabe lo que hizo.

La hermanita de 9 años, Marely, quien se encuentra en la Casa Hogar del DIF, señala que teme regresar a su casa, pues Fernanda le puede ocasionar algún daño físico.

“Ella manifestó que no quiere estar en la casa con su hermana porque le da mucho miedo por los gritos que ella hacía, que veía cosas… O sea, muchas cosas”, indicó la procuradora.

Señaló que probablemente toda la familia pudiera ser requerida a un tratamiento psicológico, “porque ellos tienen creencias a la brujería y por eso estamos trabajando con ellos para darles a entender que se requiere de un apoyo médico psiquiátrico y que estén conscientes de que si hubo asesinato, existe un delito y si fue la niña, es el ministerio público el que tiene que investigar y determinar”.

Fuente: La Voz de Galicia