nav
Jueves 01 de Diciembre de 2016

Alejandro Guillier apuesta por voto evangélico en Chile

Son cerca de 1 millón 400 mil los evangélicos que están habilitados para sufragar en Chile. Un atractivo bolsón de votos que se disputan candidatos de todos los sectores.

  • Política    
  • 4 oct 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

El diputado independiente, Pepe Auth, comentó en Tele13 Radio que Alejandro Guillier tiene “una potencia imparable”. El parlamentario comentó sobre el senador “su identidad se forjó a fuego lento, son décadas, ese juicio fue hecho en otro contexto y oficio. Él ahora tiene ese desafío de trasladar esa confianza y legitimidad al campo de la política, eso conlleva riesgos, Guillier puede tropezar, puede generar una valoración negativa de su adecuación al cargo”.

“Él ahora tiene el desafío de que toda esa legitimidad, confianza y preparación es la adecuada también para ejercer el cargo de Presidente”, remarcó.

Pero Alejandro Guillier quiere llegar a los evangélico que son cerca de 1 millón 400 mil los evangélicos que están habilitados para sufragar en Chile. En una ocasión llamó la atención de que los evangélicos, discriminados en Chile, exijan para sí un derecho que niegan a los demás

Alejandro Guillier propone un proyecto antidiscriminación: “Sanciona no sólo a la discriminación por razones sexuales, también por razones religiosas. Por consiguiente, llama la atención que los evangélicos, un grupo discriminado en Chile, exijan para sí un derecho que le niegan a los demás o a otras minorías, o a otros grupos que no necesariamente son minorías”.

La encuesta de T13-Cadem, dada a conocer el lunes, mostró que Guillier mantiene su primer lugar en valoración política a nivel nacional, con un 56% de aprobación y 33% de rechazo, el más bajo de todos. En la segunda medición de intención de voto para las presidenciales 2017 de Plaza Pública, el senador se perfila como el candidato más competitivo del oficialismo, con un 13% de las preferencias, seguido por Lagos con un 7%. Pero a diferencia de los principales presidenciables de la Nueva Mayoría –Lagos, Isabel Allende, José Miguel Insulza–, Guillier tiene espacio para crecer, porque, aunque ha aumentado nueve puntos su nivel de conocimiento desde mayo, el parlamentario se halla apenas en un 76%.

La encuesta CEP reveló la desconfianza ciudadana hacia la clase política: un 50% piensa que “casi todos” los políticos están involucrados en casos de corrupción. En ese contexto, el principal atributo que Guillier pretende explotar como candidato es la credibilidad que la gente le atribuye.

Aun así, los evangélicos chilenos no quieren esperar que candidatos busquen su apoyo y luego voten en el Parlamento por leyes que, consideran, van en contra de sus valores. Tampoco desean depender de la agenda de los partidos. Y menos respaldar a líderes que defiendan iniciativas como el aborto.

Por eso es que las iglesias evangélicas —que según opinión de sus obispos y pastores antes no entraban activamente en política— decidieron cambiar de estrategia, señala “El Mercurio”. Estiman que son cerca de seis mil iglesias y buscan oponerse a lo que llaman “la agenda valórica del Gobierno de Michelle Bachelet” y participar con candidatos propios a diputados en los 28 nuevos distritos para las elecciones de 2017.

El ex capellán evangélico de La Moneda, Alfred Cooper (perteneciente a la iglesia anglicana), señala que ya se prepara una actividad para el seis de agosto, en la que expondrán su “disconformidad con la agenda que lleva adelante el gobierno en los temas valóricos”. “Se dice que los evangélicos nunca votan. Esta idea de que no votan, cambiará. Se va a orientar a las iglesias a que sí salgan a votar masivamente”, adelanta Cooper.