Secta que espera el rapto en Nicaragua pone en alerta a Honduras

Hasta el momento, se conoce que la denominada secta, cuenta con más de 650 seguidores, de Honduras, Nicaragua y El Salvador, quienes hasta han vendido lo poco que tienen para entregárselos a sus líderes y congregarse en un asentamiento de una zona montañosa.

  • Sectas    
  • 26 oct 2015   

¿Qué sientes con esta noticia?

HONDURAS.- La secta nicaragüense denominada “Cuerpo Místico de Jesucristo”, está envolviendo a cientos de ingenuos hondureños, nicaragüenses y salvadoreños diciéndoles que el rapto pronto sucederá.

Un grupo de supuestos pastores en los últimos años han conformado la agrupación de creyentes “Cuerpo Místico de Jesucristo” en el municipio de El Viejo, Chinandega, Nicaragua, quienes esperan ser raptados y llevados al cielo.

“Estaremos aquí hasta que nos lleve el rapto del Señor, viene pronto, muy pronto, tal vez no nos vuelvan a entrevistar dentro de poco tiempo, tal vez sea la última entrevista que tengamos, estamos segurísimos de eso”, afirmó uno de los seguidores a una televisora local.

La semana pasada trascendió que el líder del grupo religioso, Francisco Javier Sánchez, fue detenido en el punto fronterizo de Guasaule, Choluteca, cuando regresaba a Nicaragua procedente de Honduras con algunos familiares y cinco pastores más.

Hasta el momento, se conoce que la denominada secta, cuenta con más de 650 seguidores, de Honduras, Nicaragua y El Salvador, quienes hasta han vendido lo poco que tienen para entregárselos a sus líderes y congregarse en un asentamiento de una zona montañosa.

Las alarmas se han encendido en los sureños departamentos de Choluteca y El Paraíso en Honduras, donde las autoridades investigan si hay rastros de esta gente, ya que en la agrupación aseguran que algunos de los pastores son hondureños.

Los reportes de prensa nicaragüense, indican que el asentamiento de creyentes vive en condiciones infrahumanas, en champas, casi a la intemperie, entre ellos 300 niños con problemas de desnutrición y otras enfermedades, mientras sus pastores habitan en casa de bloque, bien equipados hasta con internet y aire acondicionado.

El director de la Dirección de Régimen Departamental de la Secretaría de Derechos Humanos, Gobernación, Justicia y Descentralización (SDHGJ) de Honduras, José Ángel Herrera, indicó a LA TRIBUNA, que Honduras está en alerta, porque se supone que la secta formó pequeños grupos en el territorio nacional.

“Sí nos hemos enterado que existe esta secta denominada ´Cuerpo Místico de Jesucristo´ con mayor asentamiento en Nicaragua pero con algunos miembros de Honduras y El Salvador”, declaró el funcionario.

Debido a lo anterior se comenzaron a realizar actividades con el Instituto Nacional de Migración (INM), para verificar cuántas veces entró legalmente al país su líder y comprobar si tiene seguidores en Honduras.

Herrera dijo que “por nuestra parte y conociendo el tema, obviamente vamos a tomar las acciones pertinentes con los diferentes actores que tienen que ver de la protección de la moralidad, las buenas costumbres y la niñez”.

Hasta el momento las gobernaciones políticas de El Paraíso y Choluteca, no han logrado identificar a los seguidores de esta agrupación religiosa, sin embargo las autoridades se mantienen con las alertas encendidas.

Las autoridades de la SDHGJ cuentan con antecedentes recientes, como la secta “Creciendo en Gracia” que promulgaba la marca del “666” y mucha gente resultó afectada porque perdieron sus trabajos, hubo desintegración familiar y hasta niños fueron afectados.

“Creciendo en Gracia”, profesaba que su líder Jesús Miranda, era un dios y un ser inmortal y que todo aquel que le siguiera sería transformado, sin embargo todo culminó cuando su denominado “salvador” murió.

Los creyentes de esta secta vendieron sus cosas y les dieron el dinero a los pastores porque aseguran que Dios se los llevará pronto.

Fuente: La Tribuna