Policía rescata a 3 niños de secta que esperaba el apocalipsis

“Ellos decían que el pasado lunes 22 sería el fin del mundo, por lo que adoraron las imágenes durante todo el día, pidiendo a Dios que se apiádese de ellos”, informó la Policía.

  • Sectas    
  • 29 ago 2016   

¿Qué sientes con esta noticia?

PERÚ. – La policía, alertada por vecinos, rescató a tres niños de una casa en Chorrillos donde se había instalado una secta religiosa que aseguraba que en el Perú ocurriría una catástrofe que provocaría el apocalipsis.

Dos de los menores eran hijos de una familia que vivía por la zona, y el tercero, un bebé de ocho meses, hijo de una de las integrantes de la secta fanática.

“Ellos decían que el pasado lunes 22 sería el fin del mundo, por lo que adoraron las imágenes durante todo el día, pidiendo a Dios que se apiádese de ellos”, informó la Policía.

En declaraciones a América Televisión, una de las mujeres del grupo dijo que era “la elegida de Dios” y pedía “la conversión de cada uno porque en el Perú va a pasar algo muy fuerte”.

“Con mi hermana utilizada por Dios como instrumentos y nosotras estamos haciendo lo que él nos pide”, dijo una integrante de la secta.

Tras allanar el inmueble, se encontraron decenas de símbolos religiosos y en una de las habitaciones se hallaron hacinadas a 11 personas, quienes supuestamente esperaban el fin del mundo en medio de rezos. Los vecinos contaban que en los últimos días se escuchaban gritos de auxilio, ayuda, que rezaban en otro idioma.

El líder de la secta es un ciudadano nepalí Kiriam M.C.(29), un inmigrante ilegal que fue puesto en manos de Migraciones para ser deportado a su país.