nav
Jueves 16 de Agosto de 2018

Arqueólogos escavan la antigua Silo: “La Biblia no es mitología”

“Estamos lidiando con personas reales, lugares reales, eventos reales”, dice doctor, mostrando los hallazgos.

  • Descubrimientos    
  • 17 jul 2018   

¿Qué sientes con esta noticia?

ISRAEL.- Geográficamente en el corazón del Israel bíblico, Silo -que hoy es un sitio arqueológico- fue la capital del país durante unos 300 años. El motivo de su importancia para la historia del país es que éste es el lugar donde Josué distribuyó la Tierra Prometida a las 12 tribus de Israel. Y donde el Tabernáculo permaneció, por lo que puede ser considerada “suelo sagrado”.

El Dr. Scott Stripling, arqueólogo que encabeza las excavaciones arqueológicas en Silo, explica que: “Esta fue la primera capital del antiguo Israel.

Es un lugar sagrado porque el Mishkan [Tabernáculo] estaba aquí, donde las personas venían esperando conectarse con Dios. Estamos lidiando con personas reales, lugares reales, eventos reales”, continuó. “Los relatos [bíblicos] no son mitología. Las monedas que excavamos hoy son de Herodes el Grande; Poncio Pilato; Thestos; Félix; Agripa I y Agripa II. La Biblia habla de estas personas. Tenemos la imagen aquí”.

Esta “imagen” que se refiere incluye un muro fortificado construido por los cananeos. El equipo de arqueólogos encontró un verdadero tesoro de artefactos allí, que incluye monedas antiguas y cerca de 2.

000 piezas de cerámica.

“Ahora, éste fue de ayer”, dijo. “Esas son las asas de los vasos de piedra. ¿Recuerda el primer milagro de Jesús en Canaán? Había jarras de piedra llenas de agua. Esta era la cultura ritual de la pureza del primer siglo”.

Incluso un arqueólogo como el Dr. Stripling cree que excavar lugares bíblicos puede cambiar su vida. “Usted puede leer la Biblia, usted puede caminar por los lugares de la Biblia, pero el último paso es cavar la Biblia”, compara. “La arena está en nuestro cuerpo, nuestra boca y nariz … Ella se vuelve casi una parte de ti. Es como si al cavar el suelo, nos conectamos con Dios y unos con otros, pienso yo, de una manera muy importante”.

Abigail Leavitt, alumna de la Universidad de Pikeville (EEUU), es una voluntaria que trabaja en la excavación como “registradora de objetos”. Ella testifica: “Yo leo la Biblia de una forma totalmente diferente que hacía antes de venir aquí. Ahora que conozco los lugares, sé lo que está pasando. Yo entiendo más profundamente la Biblia, especialmente los relatos sobre lugares que los arqueólogos antiguamente afirmaban que la arqueología refuta. Pero cuando cavamos aquí, descubrimos que todo lo combina. Usted lee en la Biblia, cava en la tierra y está todo allí”.

A medida que recuerda el Dr. Stripling, los descubrimientos más recientes han cambiado la comprensión histórica sobre varios relatos bíblicos que han sido defendidos por muchos años. “La arqueología no se propone aprobar o refutar la Biblia. Lo que queremos es iluminar el texto bíblico, dar el telón de fondo del texto, para exhibir la cultura del mundo real, en lo que llamamos verosimilitud”, destaca.

Enseguida dijo que, en última instancia, “si la Biblia es verdadera, entonces el Dios de la Biblia tiene una reivindicación moral en nuestras vidas. Cuando establecemos la veracidad del texto bíblico – espero que todos piensen en eso – vemos que Dios nos ama y tiene una reivindicación moral en nuestras vidas”.

[ Fuente: CBN News ]