nav
Martes 14 de Agosto de 2018

Arqueólogos encuentran ruinas de Betsaida, ciudad donde vivió Jesús

Antigua aldea de pescadores es la tierra natal de los apóstoles Pedro, Andrés y Felipe

  • Descubrimientos    
  • 10 jul 2018   

¿Qué sientes con esta noticia?

ISRAEL.- Arqueólogos descubrieron la puerta de entrada a la ciudad bíblica de Betsaida durante excavaciones realizadas en las colinas de Golán en las últimas dos semanas. Las primeras imágenes fueron publicadas el domingo por el Consejo Regional de Golán.

Un grupo de 20 arqueólogos de todo el mundo, junto con el director del Proyecto Betsaida, Dr. Rami Arav, condujeron nuevas excavaciones en dos áreas diferentes, encontrando las ruinas de las puertas de la ciudad.

Todo el trabajo es coordinado por Hebrew Union College, en Jerusalén.

La antigua aldea de pescadores se menciona varias veces en el Nuevo Testamento. Tierra natal de los apóstoles Pedro, Andrés y Felipe (Juan 1:44). Jesús también vivió algún tiempo en aquel lugar, donde se cree que alimentó milagrosamente una multitud de personas con cinco panes y dos peces.

La llamada Zer antes del dominio romano en el primer siglo antes de Cristo, los descubrimientos ahora muestran su real tamaño y la riqueza, mostrada por las impresionantes fortificaciones que confirman que fue una ciudad importante, de valor estratégico.

“No hay muchas puertas de este período encontradas en Israel. Betsaida era el nombre de la ciudad durante el período del Segundo Templo, pero durante el período del Primer Templo era conocida como Zer“, recuerda el Dr. Arav, apuntando a Josué 19:35, que menciona “las ciudades fortificadas de Zidim, Zer, y Hamate, Racate y Quinerete.

Monedas romanas

Arav comenzó a realizar excavaciones en el área hace casi 30 años. Durante sus excavaciones, identificó partes de la antigua Betsaida, al noreste del Mar de Galilea. Las multitudes de peregrinos cristianos visitan el lugar todos los años debido a su gran importancia para el cristianismo. Pero ahora los arqueólogos creen que los nuevos descubrimientos pueden dar una mejor idea de cómo era la ciudad.

Además de las puertas, se descubrió el piso de un templo romano construido por el hijo de Herodes, Felipe. En el lugar se encontraron monedas de oro, jarros y hasta llaves de casa, además de un escudo que perteneció a un soldado romano.

[ Fuente: Jerusalem Post]