Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  

NOTICIACRISTIANA.COM.-  Isaura es una mujer de 83 años quien dice tener la misión de evangelizar a las personas ricas que frecuentan los aeropuertos y que no quieren saber de Dios. Informa el portal Metrópoles.

La anciana pasa la mayor parte de su vida en el Aeropuerto Juscelino Kubitshek de Brasil, y ya es conocida en el lugar por tener 24 años evangelizando en el recinto.

Isaura no escucha desde los 38 años, pero eso no le ha impedido llevar el mensaje del Señor utilizando recursos como carteles y la Biblia.

Algunos piensan a simple vista que puede tratarse de una mendiga que predica por dinero, sin embargo, la mayor parte de sus consumos los paga con el dinero de su jubilación.

La mujer dice que no tiene contacto con algún familiar, además nunca se casó. Su única compañía es el Señor y las personas del aeropuerto con quienes interactúa.

Inicio de su misión

Isaura pasó unos 40 años viajando por distintas ciudades y en 1993 llegó al Juscelino Kubitshek donde comenzó pasando unas horas, y ahora, es el recinto en donde más está.

La mujer sale a otros aeropuertos de vez en cuando, y también dice que tiene una cocineta alquilada en Valparaíso a la cual va en algunas ocasiones.

“No he estado en casa durante un año y cuatro meses. Todo lo que necesito está conmigo. Estoy aquí porque el Señor me dijo que viniera y hablara en este lugar, porque los ricos pasan a mi lado todos los días. Son personas que no quieren saber de Dios, solo del dinero y las cosas terrenales”, cree.

Algo que llama la atención de la mujer, es que habla y escribe bien, y no solo eso, domina muchos temas actuales que ocurren en Brasil.

Su vida transcurre en el aeropuerto, ahí duerme come y se asea.

Llama la atención y muchos suelen acercarse a ella para comprender su mensaje.

Isaura dice que el salario mínimo le alcanza para pagar la cocineta, los servicios de agua y luz para comer 10 días, los demás días come gracias a las ayudas de personas, aunque la anciana no las pide dice que siempre vienen a ella.

Un profesor universitario llamado Gleyson, contó que la mujer en una oportunidad lo vio y le dijo que el Señor le enseñaría la Biblia y así fue.

Esta mujer se ha ganado la aceptación en el lugar, el personal del aeropuerto sabe de Isaura, pero jamás provocó un incidente, así que le permiten seguir llevando la palabra de Dios a los pasajeros.


Publicado por: NOTICIACRISTIANA.COM.- Entérate diariamente de las noticias cristianas evangélicas y del mundo.