Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  

NOTICIACRISTIANA.COM.-  Dos empresas de entretenimiento se asociaron y llevan una película de realidad virtual sobre el Evangelio de Juan, titulada “7 milagros”. Informa The Christian Post.

En la actualidad la iniciativa lleva entretenimiento a las personas mayores que están aisladas por causa de la pandemia del Covid-19.

MyndVR es una compañía dedicada al entretenimiento dentro de la realidad virtual para personas de la tercera edad, esta empresa está unida en este proyecto junto a HTC VIVE, la cual es una plataforma de realidad virtual.

Benecdictine, una organización que cuida a los adultos mayores, fue la primera entidad en transmitir esta película para sus abuelos.

El director ejecutivo de Benecdictine, Jerry Carley,  manifestó que esta experiencia virtual es una manera actual de llevar los contenidos Bíblicos que permite “a nuestros residentes conectarse con el Evangelio de Juan de una manera genuinamente significativa”.

Por su parte, Chris Brickler, quien es fundador de MyndVR, expresó a The Christian Post  su felicidad por trabajar con HTC VIVE.

Asimismo, Brickler calificó a HTC VIVE como la empresa más avanzada en el mundo de la realidad virtual.

“Creo que lo que más nos atrajo de HTC fue su compromiso inherente de mejorar la vida de las personas mediante la realidad virtual en diversos entornos de salud y bienestar”, señaló Chris Brickler.

Asimismo, dijo que trabajaron en conjunto con distintas comunidades religiosas y diferentes equipos conformados por líderes espirituales.

Definió a la iniciativa de “7 milagros” como la “forma más creativa en la historia de la humanidad de adaptar las escrituras a la tecnología de realidad virtual moderna”.

Opiniones

El ex secretario general de la Alianza Evangélica Mundial, Geoff Tunnicliffe, dijo que “7 milagros” es una gran proyección.

Destacó lo impresionante que es ver de cerca acontecimientos bíblicos como cuando Jesús transformó el agua en vino.

Asimismo, aseguró que considera que la tecnología traerá mejoras en las prácticas religiosas.

“Independientemente de adónde nos lleve la tecnología, lo que nunca cambiará es el hecho de que fuimos creados y redimidos por un Dios que nos ama. Dios sabe hacia dónde nos dirigimos y Él ya está allí”, concluyó.