Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
nav
Lunes 17 de Septiembre de 2018

Corte IDH exige reconocimiento de matrimonio gay en América Latina

El pastor Evelio subraya que la petición forma parte de una “agenda diabólica y distorsionada”, que pretende “destruir las cosas más valiosas de la sociedad, el matrimonio y la familia”.

  • Sociedad    
  • 24 ene 2018   

¿Qué sientes con esta noticia?

SAN JOSÉ, COSTA RICA.- El pasado martes (9) la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) apoyó el reconocimiento del matrimonio homosexual y el beneficio de que las parejas del mismo sexo tengan los derechos que se conceden a los heterosexuales. Se emitió por el tribunal una recomendación como respuesta a una consulta de Costa Rica sobre el tema.

La consulta apunta que la orientación sexual y la identidad de género son categorías protegidas por la Convención Americana de Derechos Humanos.

Con su sede en San José de Costa Rica, la Corte Interamericana resolvió que “todos los derechos patrimoniales que derivan del vínculo familiar de parejas del mismo sexo deben ser protegidos sin discriminación alguna en relación a las parejas heterosexuales”.

Además de exigir que los países latinoamericanos garanticen el matrimonio gay en sus países, afirmando que los estados deben “reconocer y garantizar todos los derechos derivados de un vínculo familiar entre personas del mismo sexo”, hay otra preocupación. Para el pastor de la iglesia Vida Abundante en Honduras, Evelio Reyes, la unión del mismo sexo es “un arma diabólica” y una amenaza al matrimonio tradicional en el mundo.

“Para nuestro país y para el mundo entero es una amenaza, es un arma diabólica para destruir la sociedad, nuestras instituciones, la buena vida, la moral, las costumbres que heredamos de nuestros antepasados”, dijo, después de participar en un “día de oración en Tegucigalpa.

Evelio subraya que la petición forma parte de una “agenda diabólica y distorsionada”, que pretende “destruir las cosas más valiosas de la sociedad, el matrimonio y la familia”. “Es una maldición, una aberración y una invención del propio infierno, es un ataque a la familia que es el fundamento de la sociedad”, subrayó.

También pidió al gobierno que no desista y mantenga la Constitución inalterada, que sólo reconoce el matrimonio heterosexual. Él concluyó con un llamamiento a los cristianos de Honduras: “Vamos a orar, vamos a actuar, vamos a estar vigilantes contra este proyecto, patrocinado por grandes líderes y organizaciones internacionales, formados por personas depravadas”.

[Fuente: AFP ]