Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  

NOTICIACRISTIANA.COM.- Koyo, un hombre que creció bajo las leyes del Islam, no tenía claridad sobre la religión que profesaba, ya que el cristianismo no se trata de seguir rituales religiosos, a diferencia del Islam. 

El hombre estaba acostumbrado a su interacción con los musulmanes, ya que a menudo estaba rodeado de Ustad, Syekh, Habib y Kyai (diferentes títulos de líderes religiosos musulmanes).

Cierto día decidió seguir el cristianismo y comenzó a ir a la iglesia, y fue allí donde Koyo sintió que Dios tocó su vida y lo cambió. Se apasionó por la iglesia: se unió a la reunión de oración, a pesar de tener que caminar a la iglesia para ahorrar en costos de transporte.

 En casa, rezaba con sus hijos todos los días.Siempre que oraba junto con los niños, su esposa no lo permitía. 

Su familia se opuso a que Koyo abandonara el Islam y siguiera a Cristo, hacían hasta lo imposible para prohibir que orara en su casa, comenzó a tener problemas con su esposa porque a ella no le gustaba que él siguiera al Señor.

La fuente asegura que a la mujer solo le importaba el dinero. Una vez que Koyo y sus hijos estaban leyendo la Palabra de Dios, su esposa no pudo soportarlo y se fue de la casa. Tiempo después se casó con otro hombre.

Refugio en Dios

Koyo ya había perdido a su familia, pero tenía claro que su refugio era Dios, por lo que permaneció en comunión con Él y continuó confiando.

Sintió paz y gozo en la presencia de Dios. Sus amigos a quienes les gusta pasar el rato con él a menudo venían a quedarse a la casa de Koyo. 

Todos los días la gente traía cosas para satisfacer las necesidades de Koyo, aunque nunca las pidió. Dios cubre todas las necesidades de Koyo.

Pese a que ha perdido muchas cosas en su vida, y las que ha tenido que abandonar y sacrificar, el hombre asegura que sigue teniendo anhelo y sed de la verdad de Dios.

Actualmente predica el Evangelio con sus amigos pues quiere alcanzar miles de almas para Cristo.


Publicado por: NOTICIACRISTIANA.COM.- Agradecemos su fidelidad con nuestro medio de comunicación. Le invitamos a suscribirse al boletín informativo y activar la sección de notificaciones en la portada de nuestra página web.