Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  

 NOTICIACRISTIANA.COM.- Sin importar la creencia religiosa, el gobernador de Utah, Spencer J. Cox, invitó a la población a unirse en oración para que llueva tras la temporada de sequía que azota a la nación.

“Al orar en colaboración y colectivamente, pidamos a Dios o a cualquier poder superior en el que cada uno crea que llueva más”, expresó el líder republicano del Beehive State.

El líder político dijo que la actual falta de agua “tiene el potencial de dañar los cultivos, afectar gravemente la vida silvestre y causar incendios forestales mortales en el estado”.

“Ya les he pedido a todos los habitantes de Utah que conserven el agua evitando las duchas prolongadas, arreglando los grifos que gotean y plantando paisajes con agua. Pero me temo que esos esfuerzos por sí solos no serán suficientes para protegernos”, dijo el gobernador Cox.

“Intervención divina”

“Necesitamos más lluvia y la necesitamos ahora. Necesitamos alguna intervención divina. Por eso les pido a los habitantes de Utah de todas las religiones que se unan a mí en un fin de semana de oración”, añadió.

El pasado 13 de mayo, Utah declaró “estado de emergencia por sequía” luego de que el flujo de agua corriente durante la primavera se situara “por debajo del 76 % del promedio estacional del estado”.

No solo The Mormon State ha sufrido los embates de las intensas oleadas de calor que han llevado a sus vertientes acuíferas al punto mínimo.

También California y Oregon se declararon en emergencia tras experimentar los efectos de la sequía, hecho que promete generar estragos en las comunidades nativo-americanas de la zona y podría arreciar con la cosecha de los productores agrícolas.


Publicado por: NOTICIACRISTIANA.COM.- Agradecemos su fidelidad con nuestro medio de comunicación. Le invitamos a suscribirse al boletín informativo y activar la sección de notificaciones en la portada de nuestra página web.