Connect with us

Teología

Pastores advierten de un creciente movimiento herético en las iglesias

El nuevo movimiento ha sido llamado “Hipergracia”, enseñanzas que se basan en la opinión de que Dios no castiga a nadie.

Publicado

en

Los Estados Unidos son responsables de producir la mayor parte de la teología que se enseña y se consume en el mundo. Desde los movimientos misioneros de los siglos 19 y 20, han llevado el evangelio en todo el mundo, incluso las más recientes modas y herejías del mundo evangélico.

Según el sitio web de la revista pentecostal Charisma, un nuevo movimiento ha surgido lo que tiene preocupado a pastores y líderes de América, ya que se está extendiendo rápidamente a otros países.

El nuevo movimiento ha sido llamado “Hipergracia”, enseñanzas que se basan en la opinión de que Dios no castiga a nadie. Probablemente influenciado por la exigencia casi omnipresente que la gente sea “políticamente correcta”, muchas de sus enseñanzas confrontan directamente la Biblia.

Para los críticos, la medida es una “evolución” de una iglesia que en las últimas décadas han sido testigos de un descenso en la doctrina y predicación bíblica. Poco a poco, la teología de la terapia motivacional ha tomado lugar en el púlpito. Por otro lado, la búsqueda de la prosperidad ha socavado algunos de los fundamentos que en el cristianismo se mantuvo durante siglos.

Con tantas iglesias y predicadores ahora se niegan a combatir el pecado. Rara vez se menciona la necesidad de arrepentimiento o ni siquiera se habla de temas como el infierno y el juicio. Muchas de estas iglesias permiten a sus líderes vivir sin tener que preocuparse por pagar las cuentas, incluso si están lejos de lo que cabría esperar de ellos.

El movimiento de Hipergracia, es una la versión actualizada de la antigua herejía conocida como antinomianismo (en griego, significa anti “contra” y nomos, “ley”). Es la creencia de que la ley moral del Antiguo Testamento fue completamente abolida. ¿Cómo viviremos antes de la venida de Cristo? Podemos vivir de la manera que queremos, porque no estamos bajo la ley sino bajo la gracia. ¡El Nuevo Testamento termina con la Ley del Antiguo Testamento, así que todo es gratuito!

Ideas como palabras proféticas, busque al Espíritu Santo, guerra espiritual, o la voz de Dios son deliberadamente ignorados y, a menudo ridiculizados. Los teólogos y pastores que están advirtiendo acerca de este movimiento, aseguran que esto puede poner en peligro el futuro del cristianismo y engañar a miles de personas.

Es evidente que los líderes que integran este movimiento no admiten que pertenecen a ella. Después de todo, esto no es un movimiento organizado, pero su existencia e influencia ha crecido a través de la literatura cristiana que enfatiza el éxito personal y eclesiástico.

Posiblemente no utilicen el término y dicen que llegaron a estas conclusiones por sí solos.

Con certeza la Biblia habla de la gracia, pero al parecer estas personas no leen o convenientemente han olvidado Romanos 6: 1-2 “¿Qué, pues, diremos? ¿Perseveraremos en el pecado para que la gracia abunde? En ninguna manera. Porque los que hemos muerto al pecado, ¿cómo viviremos aún en él?”.

Sin embargo, el teólogo Joseph Mattera, creó una lista de 8 signos más claros de que una iglesia está siguiendo la Hipergracia:

1. Los predicadores no hablan en contra del pecado: Si usted está en una iglesia como esta, te darás cuenta de que la palabra “pecado” por lo general sólo se menciona en el contexto del perdón de los pecados en Cristo. A veces se reprende a la gente que se atreven a llevar el asunto, clasificándolos de “legalistas” y “fariseos”.

2. El pastor nunca toma una posición firme sobre la santidad: En un intento por atraer a más gente, todo se hace para que las reuniones sean más agradables, especialmente el sermón. Los ministros no toman una posición pública, o enseñan a los miembros sobre cuestiones que están en la agenda como el aborto, la homosexualidad, la legalización de las drogas, o cualquier cosa que pueda hacer frente a la audiencia. Se ignora cualquier intento de establecer o cobrar a los afiliados de los parámetros para una vida de santidad.

3. El Antiguo Testamento es casi totalmente ignorado: En estas iglesias, el Antiguo Testamento es tratado como un registro que no tiene un valor real con nuestro estilo de vida moderno. Bien, no hay ninguna mención de los Diez Mandamientos o las porciones bíblicas donde Dios se muestra como un juez.

4. A los líderes se les permite enseñar y predicar abiertamente viviendo en pecado: No hay condenación hacia los pecados como la fornicación, la avaricia y la embriaguez son tolerados. Ya sea para los miembros ordinarios o personas en posiciones de liderazgo, esto no es “importante”, ya que no refleja el amor al prójimo y el respeto a sus decisiones.

5. Los mensajes suelen acudir en contra de la “iglesia institucional”: Los pastores que han abrazado la Hipergracia están constantemente en contra de las iglesias más “conservadoras”, porque creen que su mensaje ya no es relevante a la cultura de hoy. Por otra parte, estos “fundamentalistas” sólo colaboraran para que las personas en general tengan una mala impresión de los evangélicos.

6. Los pastores predican en contra del diezmo: La Hipergracia, no estimula a la gente a leer la Biblia y llegar a sus propias conclusiones, pero se preocupa por decir lo que no se puede creer.

Aunque si hablan de ofertas y anuncian las necesidades financieras de la iglesia. Los pastores afirman que el diezmo es otra ley que fue abolida en Cristo. Por lo tanto, cada miembro puede decidir si lo desea o no involucrarse financieramente.

7. Los pastores predican sólo mensajes motivacionales: Desde los púlpitos de las iglesias resuenan sólo mensajes positivos sobre la salud, la riqueza, la prosperidad, el amor de Dios, el perdón de Dios y de cómo tener éxito en la vida. No existe una preocupación o interés en proclamar “todo el consejo de Dios”, o estimular el trabajo evangelístico y misionero que requiere arrepentimiento y cambio de vida. No mencionan la existencia del diablo y demonios. Dios ama a todos y ve que ningún daño les ocurra.

8. Miembros de la Iglesia no deben temer a ningún tipo amonestación por parte de su liderazgo: Los participantes de una iglesia que siguen la Hipergracia están convencidos de que, a causa del fuerte énfasis en la gracia, todo está permitido. Es decir, no se espera ningún cambio real de ellos, sólo asistir a los cultos de adoración y ser “mejores personas y más felices”.

Traducido y adaptado por NoticiaCristiana.com de Charisma News

Continuar Leyendo
Advertisement
Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

Dejar una respuesta

Teología

John Piper: “La cosa más escandalosa que Jesús dijo una vez”

La Conferencia Pasión 2020 dio la bienvenida a 65,000 jóvenes durante la víspera de Año Nuevo.

Publicado

en

NOTICIACRISTIANA.COM. – En un sermón en Passion 2020 en Atlanta el miércoles, el teólogo John Piper habló de lo que él considera “lo más escandaloso que Jesús haya dicho”.

Piper habló durante 45 minutos sobre cómo los cristianos deberían querer que el nombre de Jesús sea exaltado por encima de todas las demás cosas, según Chistian Post.

A los 73 años, el predicador declaró que Dios se describió a sí mismo en Éxodo 3 como “Yo soy quien soy”, como si dijera: “Mi nombre es quien soy”.

El tema del mensaje estaba en Juan 8.58, en el que Jesucristo dice: “¡Yo digo la verdad, incluso antes de que Abraham naciera, yo soy!”.

Para él, esta afirmación es “escandalosa” porque “cuando deseas el nombre y dices: ‘Tu nombre y tu fama son mi deseo’. Te refieres a Yahveh … quién es Jesús “, dijo Piper.

Piper continuó diciendo que Passion, fundada en la década de 1990 por Louie y Shelley Giglio, está “construida sobre la deidad de Cristo”.

Piper dijo que su mayor deseo es que Jesús sea mundialmente reconocido. Pero advirtió que no debería ser un “deseo privado”.

“Si solo eres tú y Jesús, no conoces a Jesús”, subrayó Piper.

“La pasión por su fama está ahí en el verso. Tu nombre y tu renombre son el deseo de nuestras almas. Y cuando decimos que Su nombre y Su fama son nuestro deseo, no queremos decir [quizás] que quizás sea famoso. Tal vez no haya nada al respecto”.

Nada es más importante

Piper dijo que el “Dios-hombre”, Jesús, volverá otra vez, en ese momento los altivos serán humillados y aquellos que realmente desean el nombre y la fama de Jesús tendrán los deseos de sus almas cumplidos”.

“Nada es más importante en tu vida que el despertar de este deseo”, dijo.

“El triunfo de este deseo sobre todos los demás deseos es lo más importante en tu vida. Si el nombre y la fama de Jesús el Salvador, el Hijo de Dios, el Rey de Reyes no se convierten en tu mayor deseo, no solo desperdiciarás tu vida, sino que la perderás”.

La Conferencia Pasión 2020 fue celebrada en el estadio Mercedes-Benz y dio la bienvenida a 65,000 jóvenes durante la víspera de Año Nuevo.


Publicado en: NOTICIACRISTIANA.COM – Entérate diariamente de todas las noticias cristianas evangélicas.


Continuar Leyendo

Teología

“El sexo oral no es pecado”, enseña teólogo John Piper

El teólogo aclara que la práctica debe ser solo para casados.

Publicado

en

NOTICIACRISTIANA.COM. – El pastor John Piper, es uno de los teólogos reformados más conocidos de la actualidad, se le preguntó si el sexo oral es un pecado. La respuesta se dio a través del podcast del líder cristiano estadounidense.

Antes de responder al oyente, Piper dejó en claro que respondería la pregunta solo para personas casadas, considerando que el sexo fuera del matrimonio es incorrecto bajo toda circunstancia.

Para las parejas casadas, enumera cuatro puntos que podrían hacer que el sexo oral sea incorrecto:

Estaría mal si estuviera prohibido en la Biblia.

Estaría mal si no fuera natural.

Estaría mal si perjudicara la salud.

Estaría mal si fuera cruel.

Al separar cada una de estos cuatro puntos, Piper dejó en claro su posición de que no está mal que las parejas casadas practiquen el sexo oral.

“Número 1, no creo que el sexo oral esté explícitamente prohibido en ningún mandamiento bíblico. Si la Biblia lo prohíbe, debe basarse en algún principio, no en un mandamiento explícito”, dice.

Piper luego pasa a la siguiente pregunta: “Número 2, ¿es una práctica antinatural? Esto es complicado. Los genitales masculinos y femeninos están tan claramente hechos entre sí que hay un ajuste natural o belleza. ¿Qué pasa con el sexo oral? Esto puede hacer que salte a la conclusión de que no es natural. Pero no soy tan rápido para llegar a esa conclusión por lo que dicen los Proverbios y la Canción de Salomón sobre los senos de una esposa”.

Piper recuerda que Salomón habló sobre los senos de su esposa, citando caricias y comparándolas con uvas. “Bueno … Aunque no hay mucha correlación anatómica entre las manos o los labios de un hombre y los senos de su esposa, parece ser ‘natural’ en otro sentido, es decir, en el placer y el deseo inherente de que Dios, en Su Palabra, parece recomendar para nuestro deleite en el matrimonio”, continúa.

En la pregunta número 3, sobre causar daño a la salud. El pastor muestra que a menos que el esposo o la esposa tengan ETS (Enfermedades de transmisión sexual), no hay daño a la práctica. “Así que la pareja debe ser muy honesta y cuidadosa, no correr riesgos que carecen de amor”.

Con respecto al número cuatro, si el sexo oral es cruel, el teólogo dice: “¿Es insensible? Creo que este es el punto más sensible del problema y el punto que tiene el mayor impacto. ¿Presionará a su cónyuge para que tenga sexo oral si le resulta desagradable? Si haces eso, estás siendo insensible. Es pecado ser insensible. Efesios 4:32″.

También cita 1 Corintios 7: 4 que dice: “La esposa no tiene poder sobre su propio cuerpo, sino el esposo; y de manera similar, el esposo no tiene poder sobre su propio cuerpo, sino la esposa “, recordando que el contexto de este pasaje es sobre el sexo.

“Entonces, en la práctica, ¿qué significa esto? Bueno, significa que tanto el esposo como la esposa pueden decirse el uno al otro: ‘Me gustaría’. Y ambos tienen derecho a decir: ‘No me gustaría’. Y en un buen matrimonio, en un matrimonio bíblicamente bello, uno busca ser más benigno que el otro. Así que estos son los principios que creo que deberían servir como criterio para la pareja cristiana en este tema del sexo oral”.


Publicado en: NOTICIACRISTIANA.COM – Entérate diariamente de todas las noticias cristianas evangélicas.


Continuar Leyendo

Teología

John Piper: “Algunas personas sufrirán más que otras en el infierno”

Las cinco razones deberían “enviarnos temblando de alegría a la cruz de Jesús y la gracia de Dios, que se aferra a nosotros en el perdón de la cruz”, dijo Piper.

Publicado

en

NOTICIACRISTIANA.COM. – El teólogo estadounidense John Piper dijo que, si bien el infierno es “indescriptiblemente terrible” para todos los no creyentes, hay cinco razones por las cuales algunos sufren más que otros.

En un episodio de Ask Pastor John publicado en Desiring God el martes, Piper declaró que las Escrituras revelan que habrá “grados de sufrimiento en el infierno”.

“Será indescriptiblemente terrible para todos los que vayan allí, simplemente indescriptiblemente terrible, sin experiencia del bien, sin visión de belleza, sin sonidos agradables, sin placeres corporales, sin apetitos gratificados, sin deseos satisfechos, sin esperanzas cumplidas. Son todos”, dijo Piper.

“Pero si bien el infierno es inútil para todos los incrédulos, será peor para algunos”.

Romanos 2: 5, por ejemplo, nos dice que “debemos guardar tesoros en el cielo haciendo buenas obras día tras día”, dijo Piper. Sin embargo, los incrédulos hacen lo contrario y acumulan ira para sí mismos en el día “cuando se revelará el justo juicio de Dios”.

Piper identificó cinco razones por las cuales algunos sufrirán más en el infierno que otros.

Primero, Lucas 12:48 dice que “a quien se le da mucho, se le demandará mucho”. Por lo tanto, “mientras más luz tengas, más conocimiento tienes, más verdad tienes, peor sería tu pecado y castigo al rechazarlo”, dijo, Piper agregando, “Eso está en los textos”.

Segundo, cuanto más “bondad Dios te muestre” al “darte muchos placeres inmerecidos en esta vida”, “más dolorosa será tu incredulidad y pecado, y peor será tu castigo en el infierno”, dijo.

Tercero, aquellos que continuamente rechazan la luz y la bondad experimentarán un sufrimiento peor en el infierno: “En otras palabras, el tiempo entra en escena”, explicó el pastor. “Día tras día tras día, sigues rechazando luz tras luz, bondad tras bondad. Cuanto más dure, peor serán las cosas”.

Cuarto, Piper argumentó que ciertos pecados son “más atroces, más destructivos, más blasfemos que otros”. Por lo tanto, “no solo la cantidad de pecado con el tiempo empeora las cosas, sino también el grado de fealdad y horror, atrocidad y blasfemia también aumenta el sufrimiento”.

Quinto, ciertas personas muestran mayor arrogancia, mayor desafío consciente y más insolencia que otras, y por lo tanto sufrirán un mayor grado de castigo, dijo el autor de Don’t Waste Your Life.

Las cinco razones deberían “enviarnos temblando de alegría a la cruz de Jesús y la gracia de Dios, que se aferra a nosotros en el perdón de la cruz”, dijo Piper.

“Nos hacen ser muy vigilantes para que ya no abusemos de la luz y la verdad”, dijo. “Debemos esforzarnos para que la verdad que nos llega no venga sin humillarnos, construir nuestra fe, aumentar nuestro amor no desperdicie la preciosa luz que Dios te da en su palabra y en tu mundo”.

Piper también aconsejó a los lectores que estén “atentos para no abusar de todos los placeres de esta vida, tratándolos como Dios o como una distracción de Dios; busque acumular el fruto de la justicia; y “estemos seriamente atentos a nuestro orgullo”.

De acuerdo con un estudio en el año 2015 por el Centro de Investigación Pew, el 74% de los estadounidenses creen en el cielo, sólo 1 de cada 4 cree que los que no conocen a Cristo pasarán la eternidad en un lugar llamado infierno.

En un sermón reciente, el pastor principal de Life.Church, Craig Groeschel, dijo que, si fuera el diablo, trataría de convencer a los humanos de que no hay infierno. Pero si es real, “no lo tomemos en serio y creamos que la mayoría de la gente no iría allí”.

“Si pudiera convencerte de eso, probablemente vivirías como quisieras”, explicó. “Justificarías tu pecado, rechazarías a Cristo, vivirías sin el verdadero temor de Dios”.

“Si eres un seguidor de Cristo y puedo convencerte de que el infierno no es real o no es tan importante, vivirías vidas ridículamente egocéntricas”, continuó. “Probablemente idolatrarías la comodidad y te enamorarías de este mundo, rechazarías el sacrificio, evitarías la persecución, y probablemente no compartirías tu fe con muchas personas y no tendrías un sentido real de urgencia espiritual”.

Groeschel describió el infierno como un “fuego eterno interminable con tortura o sufrimiento y dolor interminable”. Si bien muchas personas tienen un problema con la idea de que un Dios bueno envíe “buenas personas” al Infierno, es importante entender que nadie es “bueno”

“Satanás es un ladrón, y es un mentiroso que solo viene a robar, matar y destruir”, concluyó Groeschel. “Jesús dijo: ‘He venido para que tengan vida y vida en abundancia’. Es por eso que queremos que las personas lo conozcan, no solo para evitar los horrores del infierno, sino para experimenten la gracia, la bondad, el poder, el amor, la misericordia, la santidad, la justicia y el amor de un Dios bueno”.


Publicado en: NOTICIACRISTIANA.COM – Entérate diariamente de todas las noticias cristianas evangélicas.


Continuar Leyendo

Más leídas