nav
Lunes 21 de Agosto de 2017

Rick Warren ayudará a su congregación a bajar unas 250.000 libras en un año

Al comienzo del programa del año pasado los más de 15.000 participantes, entre ellos Warren, se comprometieron a evitar el azúcar, el pan blanco, arroz blanco, pastas, harina blanca y el trigo, grasas hidrogenadas o aceites, la cafeína y los alimentos procesados, los resultados fueron emocionantes.

  • Sociedad    
  • 18 ene 2012   

¿Qué sientes con esta noticia?

El pastor Rick Warren, ha ayudado a más de 15.000 miembros de su Iglesia Saddleback, a perder peso, esta vez el reto en conjunto es alrededor de 250,000 libras a través de un programa de acondicionamiento físico, que lanzó Warren, el pasado mes de enero.

Los miembros de la Iglesia Saddleback en Lake Forest, California, celebraron su éxito, el sábado 14 de Enero, por perder peso, así que realizaron una extra reunión para conmemorar el primer aniversario del Plan de Daniel, que Warren puso en marcha en colaboración con el cirujano cardíaco Dr.

Mehmet Oz, el cerebro de expertos, el Dr. Daniel Amen, y el Dr. Mark Hyman, experto en metabolismo.

Al comienzo del programa del año pasado, los más de 15.000 participantes, entre ellos Warren, se comprometieron a evitar el azúcar, el pan blanco, arroz blanco, pastas, harina blanca y el trigo, grasas hidrogenadas o aceites, la cafeína y los alimentos procesados, los resultados fueron emocionantes.

El Dr. Amen, de Newport Beach, fue uno de los oradores en la manifestación y dijo a The Orange County Register, que las pruebas cognitivas de algunos de los participantes antes y después del lanzamiento del Plan de Daniel, tuvo unos altos niveles de mejora.

Warren, autor del libro más vendido, The Purpose Driven Life (Una Vida con Propósito), se comprometió a perder 90 libras hace un año, esto lo llevaría de regreso al mismo peso que se encontraba cuando comenzó la Iglesia Saddleback hace 30 años. Ha perdido más de 50 libras y el plan continúa.

Warren, dijo que esto se convirtió en una aptitud consciente, pues después se dio cuenta de que la salud física, influye en el tamaño y la funcionalidad del cerebro.

Mientras que el programa está dirigido a reducir el peso, su objetivo es tener una mente sana, que tiene repercusiones en la espiritualidad, como el lema, “Glorificar a Dios en la forma de comer, moverse y pensar”, sugiere. Se basa en la historia de Daniel en la Biblia que eligió la alimentación saludable en lugar de alimentos ricos del rey.