nav
Viernes 18 de Agosto de 2017

Iglesia Bautista paga 25 mil dólares de fianza para liberar a una narco pandillera

El reverendo Calvin Butts, líder de la iglesia bautista no estuvo en la corte, pero expresó al Daily News, que quería que la acción de la iglesia, se diera a conocer. “Espero que este caso envíe un mensaje a todas y todos los jóvenes del país, para que entiendan que el mejor camino es el de Dios.

  • Policial/Judicial    
  • 20 abr 2011   

¿Qué sientes con esta noticia?

Nueva York.- Con autorización de un juez de la Suprema Corte del Estado, la iglesia Abisina Bautista de Harlem, pagó $25.000 dólares de fianza para liberar de la cárcel a Afrika Owes, una joven de 17 años de edad, acusada de pertenecer a una violenta pandilla callejera conocida como Calle 137, en la que se dedicaba al narcotráfico.

El reverendo Calvin Butts, líder de la iglesia bautista no estuvo en la corte, pero expresó al Daily News, que quería que la acción de la iglesia, se diera a conocer.

“Espero que este caso envíe un mensaje a todas y todos los jóvenes del país, para que entiendan que el mejor camino es el de Dios.

“El mensaje y el cuerpo de Cristo deben llegar a la juventud, especialmente a los que han sido empujados a las drogas, las calles y al crimen”, agregó el pastor quien argumentó que si no hubiesen defendido a la descarriada joven, ella hubiera sido aplastada por el sistema de justicia.

Owen, apresada en el mes de febrero, estuvo dos meses en prisión, luego de que la Unidad Antinarcóticos de la Fiscalía y la policía, la arrestaran con algunos pandilleros establecidos en puntos ubicados en edificios de proyectos de viviendas públicas.

Diversas fuentes, dicen que es la primera vez que una congregación bautista hace uso de sus fondos para sacar de las rejas a una persona acusada de esos delitos. La adolescente lloró de alegría y agradeció a los ministros de la congregación el haberla ayudado a salir de los barrotes y al mismo tiempo se detenía a pocos pasos de la corte, para orar junto a los ministros y otros miembros de la congregación.

Su abogado, Elsie Chandler, fue enfático al decir que la liberación de Owes, no es parte de una negociación con los fiscales para delatar a otros miembros de la pandilla. “Ella no está cooperando con el gobierno, ella no es una soplona”, añadió el jurista.

Owes, se dedicaba a vender cientos de kilos de cocaína convertida en crack en los proyectos habitacionales y calles aledañas. Su novio es calificado como el líder de la pandilla.

Hace varios años, la joven fue integrante del coro de la iglesia situada en la calle 138 y dijo que ahora, su prioridad es ponerse al día con las tareas escolares perdidas. Era estudiante de la prestigiosa Academia Deerfield y aseguró que luego de graduarse, entrará a la Escuela Secundaria Millenium en Manhattan, decisión que apoyó su madre quien expresó mantiene la esperanza de que su hija siga el ejemplo de rehabilitación social.