nav
Miércoles 13 de Diciembre de 2017

EEUU e Israel se preparan para escenario de guerra tras anuncio sobre Jerusalén

Representantes de los dos países admiten que habrá represalias de fuerzas islámicas

  • Israel    
  • 5 dic 2017   

¿Qué sientes con esta noticia?

EE.UU.- En el intrincado juego político de Oriente Medio, saber leer entre las líneas de los discursos es fundamental para tomar decisiones anticipando las próximas “jugadas”. Donald Trump, que ya está a la vuelta con amenazas de guerra con Corea del Norte, parece dispuesto a mantener la promesa de campaña y reconocer a Jerusalén como el “capital indivisible” de Israel y cambiar la embajada hacia allí.

El portavoz de la Casa Blanca Hogan Gidley fue categórico en un pronunciamiento el lunes (4): “El presidente es claro: no es una cuestión de si, sino una cuestión de “cuándo”.

Pero ninguna decisión será tomada hoy y haremos un anuncio en los próximos días”.

El Departamento de Estado de Estados Unidos ya anunció que se prepara para demostraciones de violencia contra sus embajadas y consulados, en caso de que Trump lleve su plan adelante.

Los diplomáticos temen que el anuncio oficial puede provocar la ira del mundo musulmán, lo que lleve manifestaciones contra las misiones diplomáticas estadounidenses en todo el mundo, informa la prensa estadounidense .

Al menos dos mensajes oficiales fueron enviados a embajadas y consulados alertando sobre posibles peligros y aconsejando el aumento de la seguridad.

Diferentes líderes mundiales advirtieron a Trump que romper con décadas de política de EEUU y cambiar la posición de Washington sobre la capital de Israel, así como cambiar la embajada de Tel Aviv a Jerusalén, seguramente provocará ataques violentos. La previsión es de un “escenario de guerra”.

Después de Jordania, Egipto y Turquía, Francia se ha posicionado en contra, lo que demuestra que el problema va más allá de la geografía. La Unión Europea, parte del llamado Cuarteto de Mediadores de Oriente Medio -que incluye a EEUU, la ONU y Rusia- advirtió su temor con las “graves repercusiones en la opinión pública en gran parte del mundo”.

Cuestión religiosa

Más que política, ésta es fundamentalmente una cuestión religiosa. El grupo terrorista Hamas, que controla la franja de Gaza, está anunciando una “nueva intifada” si Washington hace un cambio significativo en su posición sobre Jerusalén, pues los palestinos quieren la porción oriental de Israel como capital de un futuro Estado palestino.

La Organización para la Cooperación Islámica (OCI), que cuenta con 57 países miembros, hizo una cumbre de emergencia para debatir el tema y divulgó un comunicado, dejando claro que interpreta el cambio en el estatus de Jerusalén como un “ataque flagrante a las naciones árabes e islámicas”.

En Israel, el ministro de Defensa Avigdor Liberman, minimizó las advertencias sobre atentados de palestinos y del mundo islámico en general, asegurando que “Israel sabrá cómo lidiar con todas las consecuencias” de cualquier cambio de política de EEUU.

De acuerdo con la emisora ​​israelí de TV Canal 10, el primer ministro Benjamin Netanyahu advirtió a la Comisión de Asuntos Exteriores y Defensa del Congreso que las fuerzas de seguridad israelíes están preparadas para una escalada de violencia si Trump anuncia el reconocimiento de Jerusalén como capital de capital, Israel.

“Estamos preparados para todas las posibilidades. Nuestras fuerzas de seguridad saben muy bien cómo actuar, si y cuando sea necesario”, aseguró Netanyahu.

[ Fuente:  Times of Israel y Jerusalem Post]