nav
Sábado 16 de Diciembre de 2017

Bush asiste a oficio religioso en un Templo Protestante de Pekín

El presidente norteamericano, George W. Bush, declaró este domingo que el Gobierno chino no tiene nada que temer de la libertad de culto.

  • Sociedad    
  • 11 ago 2008   

¿Qué sientes con esta noticia?

El presidente norteamericano, George W. Bush, declaró este domingo que el Gobierno chino no tiene nada que temer de la libertad de culto, después de asistir a un oficio religioso en un templo protestante de Pekín.

“Laura (su esposa) y yo acabamos de tener la gran alegría y el gran privilegio de practicar aquí, en Pekín, en China”, dijo Bush en una breve declaración a la salida del templo.

“Esto muestra simplemente que Dios es universal, que Dios es amor, y que ningún Estado, ningún hombre ni ninguna mujer deberían tener miedo del amor de la religión”, dijo.

“Seguimos siendo fieles a nuestra convicción de que todos los pueblos deben tener la libertad para decir lo que piensan y rendir culto a lo que deseen”, señaló el presidente norteamericano. “Creemos firmemente que las sociedades que permiten la libertad de expresión y de ideas tienden a ser las más prósperas y las más pacíficas,” añadió.

La libertad religiosa figura en cabeza de los derechos fundamentales que Bush quiere ver respetados por los dirigentes chinos.

Desde el miércoles, el presidente norteamericano se ha expresado todos los días sobre las libertades en China a pesar de la sensibilidad del Gobierno chino con todo lo que considera injerencia en sus asuntos internos y lo que puede pasar por una politización de los Juegos inaugurados el viernes.