nav
Sábado 18 de Noviembre de 2017

Miles de venezolanos respondieron a llamado evangélico

Más de 50 mil personas asistieron a la noche de la gran final de la campaña Fiesta de Pentecostés 2008, realizada en Venezuela.

  • Iglesia    
  • 3 jul 2008   

¿Qué sientes con esta noticia?

Las autoridades del estadio “Pachencho Romero” calcularon en más de 50 mil personas la asistencia de la noche del pasado domingo a la gran final de la campaña Fiesta de Pentecostés 2008, organizada por la Iglesia Cristiana Evangélica de la Cruz y que contó con la predicación del evangelista Luis Ángel Díaz-Pabón.

“Muchas sillas se tuvieron que acomodar en el terreno de juego”, comentó José Inciarte, pastor de la iglesia organizadora del evento, donde miles de personas bajaron de las gradas cada noche en respuesta al llamado de conversión cristiana.

“No estábamos preparados para esto; no tenemos suficientes consejeros ni ujieres para atender a tantas personas”, dijo Inciarte.

Los mensajes del reverendo Diaz-Pabón, orador durante las tres noches, tuvieron un fuerte énfasis en el tema de la fe y la presencia de Dios en nuestras vidas. Diaz-Pabón defendió la fe bíblica y presentó a Cristo como única alternativa para una sociedad en crisis.

El alcalde y la primera dama de Maracaibo estuvieron presentes en la Fiesta de Pentecostés 2008, así como también algunos candidatos de la oposición, los cuales alabaron a Dios junto a la multitud.

Una poderosa cadena de radio y televisión llevó en vivo cada mensaje de Díaz-Pabón a unos 60 países. También algunas emisoras radiales de Colombia se encadenaron para que la predicación alcanzara a cientos de miles de personas en todo el territorio de ese vecino país. Lo mismo sucedió en Chile y Paraguay.

Durante la celebración, muchas personas dieron testimonio de sanación. Niños sanados de hernias, parálisis, miopía y otras enfermedades testificaban junto a sus padres. Se vieron paralíticos levantarse de sus sillas de ruedas e impedidos soltar bastones y muletas.

El evangelista internacional Raimundo Jiménez dijo refiriéndose al reverendo Díaz-Pabón: “Este es un nuevo día en el evangelismo mundial, donde Dios te ha ungido para alcanzar multitudes.”

La Fiesta de Pentecostés es un evento anual que por más de una década se organiza en distintitos escenarios de Maracaibo y que atrae a miles de personas y a destacados líderes y ministros evangélicos.