Mujer cristiana podría pagar 2 mil dólares por darle de comer a los hambrientos

Cheever dijo a la policía que creía que alimentar a las personas sin hogar estaba protegido por la Primera Enmienda como un derecho religioso.

  • Policial/Judicial    
  • 25 jun 2015   

¿Qué sientes con esta noticia?

TEXAS, EEUU,- Una mujer en San Antonio compareció ante un tribunal el martes (23 de junio) para oponerse en contra de una multa que recibió por darles de comer a las personas sin hogar.

Christian News Network informó que Joan Cheever opera el Chow Train, un camión permitido y lleno de comida que le permite alimentar entre 50 a 75 personas cada semana. En abril de Cheever utilizó su camioneta personal para entregar la comida, ya que él creía que si llevaba la comida en el camión no podría pasar por un callejón estrecho.

Sin embargo, la policía se acercó a Cheever y le solicitó su permiso. Cuando las autoridades vieron lo que llevaba, le dijeron que el documento sólo era apto para su camión de comida, no para un vehículo personal.

Cheever dijo a la policía que creía que alimentar a las personas sin hogar estaba protegido por la Primera Enmienda como un derecho religioso.

Ella le dijo a The Washington Post: “[Un oficial] dijo: ‘¿Crees que estoy infringiendo tu derecho a practicar tu religión?’ Luego él le dijo: ‘Señora, si quiere orar, vaya a la iglesia’”.
“Le dije: ‘Esta es la forma de cómo oro.

Oro cuando cocino. Oro cuando sirvo'”.

A pesar de los reclamos de Cheever le aplicaron la multa que podría costarle hasta 2.000 dólares. Ella dijo: “Es terrible criminalizar a los pobres, pero es igual de malo decirle a los buenos samaritanos que eres un criminal también. La Biblia dice: “Cuando tuve hambre, me diste de comer y yo tomo eso seriamente. Esta es la manera en cómo yo oro, y vamos a ir a los tribunales por esto”.