nav
Sábado 03 de Diciembre de 2016

Monte atrae a evangélicos en busca de sanidad

Para llegar al monte hay que recorrer unos 300 metros y pasar por un camino inclinado y estrecho. Aun así, muchos son pacientes a menudo y suben al lugar para recibir sanidad espiritual.

  • Sociedad    
  • 18 ago 2014   

¿Qué sientes con esta noticia?

Es costumbre en muchas iglesias evangélicas en Brasil realizar vigilias de oración en lugares altos, comúnmente llamados montes. El “monte de cordinha”, muy conocido en la región de Ribeirão Preto (313 km de Sao Paulo), todos los días atrae a cientos de evangélicos quienes buscan un encuentro con Dios en un lugar aislado, donde hacen sus oraciones y lectura de la Biblia.

En el sitio no hay nada construido, únicamente hay unos 12 bancos de piedra, de madera y bambú dispersos en monte, donde los servicios se llevan a cabo normalmente.

A veces los grupos son de hasta un centenar de personas, acompañados por los pastores pero algunas personas prefieren ir solos.

En general, los fieles son más de iglesias pentecostales quienes suben a la cima de la colina de noche. Muchos llevan colchas y sacos de dormir para pasar la noche en el monte orando. Hay gente que pasa varias noches y días orando en el sitio.

Para llegar al monte hay que recorrer unos 300 metros y pasar por un camino inclinado y estrecho. Aun así, muchos son pacientes a menudo y suben al lugar para recibir sanidad espiritual.

La enfermera Francine de Arruda da Silva, de 38 años, declaró a Folha de SP: “Cuando fui, ellos tenían miedo que me cayera pero fue con un propósito que vine”.

Francine fue sanada de trastorno de pánico, ella testificó que no quería volverse adicta a las drogas fuertes que fueron recetadas para ella. “Así que decidí ir al monte para pedir por mi salud y bajé sanada” aseguró Francine.

Givaldo Lima, quien es pastor en Jardinópolis, suele ir con fidelidad al sitio y cree que es un lugar “bendecido”.

El monte está ubicado en un área en particular. El apodo de “cordinha” vino a causa de un de los amarres de troncos de madera que forman una barandilla de cuerda improvisada, cercando el camino hacia la cumbre de la colina.

Traducido y adaptado por NoticiaCristiana.com