Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
Connect with us

Internet

Crean aplicación que cuenta la historia bíblica con las redes sociales

El concepto es simple. Son 618 versículos seleccionados que las personas pueden “ilustrar” con imágenes y fotos para compartir en las redes sociales. Para Breitenberg, su proyecto es “un gran avance en el diseño de como se hace una Biblia”.

Publicado

en

Una aplicación (disponible en App Store y Google Play) fue desarrollada para contar la historia de la Biblia con imágenes personales de los lectores. Llamada “Parallel Bible”, fue creada por el misionero y artista de la calle Andrew Breitenberg. Él dice que pasó siete años predicando en los pueblos empobrecidos de Sudáfrica y compartió el evangelio a través de pinturas relacionadas con la Palabra de Dios.

De esa experiencia surgió la idea de hacer que la lectura de la Biblia fuera vista de una manera “totalmente nueva”. Para eso, él reunió el texto bíblico, la fotografía con las redes sociales. El concepto es simple. Son 618 versículos seleccionados que las personas pueden “ilustrar” con imágenes y fotos para compartir en las redes sociales. Para Breitenberg, su proyecto es “un gran avance en el diseño de como se hace una Biblia”.

Él y su hermano Chris comenzaron una campaña en un sitio de financiamiento colectivo, después de haber recaudado más de 15.000 dólares. Con este dinero se imprimirá una versión del Evangelio de Marcos con las “mejores imágenes”.

Para el erudito Stephen Woodworth, el problema con la Parallel Bible es que se trata de otro intento de “disminuir a Dios y elevar al hombre”. Para él, el foco, no es la revelación de “nuestra historia” como los hermanos Breitenberg quieren proponer. La Biblia es la historia de la relación de Dios con toda la humanidad y el “yo” no debería estar en el centro.

Continuar Leyendo
Advertisement
Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

Dejar una respuesta

Internet

Conservadores reaccionan a la censura de Facebook

Entidades unen fuerzas para pedir aclaración pública sobre lo que es “discurso de odio”

Publicado

en

EE.UU.- Una “coalición permanente” de grupos de medios conservadores fue creada en Estados Unidos para intentar acabar con lo que llaman “continua restricción y censura online de gigantes de la tecnología”, incluyendo Facebook, Twitter, Google y YouTube.

El Centro de Investigación de Medios (MRC), junto a 18 importantes organizaciones conservadoras anunciaron la creación del movimiento “Conservadores contra la censura en línea”. El MRC ya hacía hace años un trabajo de análisis sobre la manera como pautas conservadoras, principalmente las cristianas, mostrando cómo eran retratadas de manera distorsionada por la prensa.

Ahora, el MRC tomó la iniciativa de reunir fuerzas con diferentes grupos para llamar la atención sobre la cuestión de la censura en los medios sociales. El grupo está pidiendo que las empresas de medios sociales hagan aclaraciones públicas sobre cuatro áreas:

Transparencia – Las empresas tienen que ser responsables de la forma en que tratan las cuestiones de privacidad y lo que hacen con los datos de sus usuarios.

‘El discurso del odio’ – Si las compañías no pueden explicar a los usuarios lo que es ‘discurso de odio’, entonces no deben utilizar este argumento para bloquear páginas y eliminar mensajes.

Igualdad de condiciones – Las compañías de medios sociales tienen que ser coherentes con su discurso de la “diversidad” y aceptar la opinión de los que tienen puntos de vista conservadores.

Libertad de expresión – Las empresas tienen que garantizar a los usuarios la libertad de expresión, que incluye el libre ejercicio de la religión, según lo establecido por las leyes vigentes en el país.

El comunicado publicado en el sitio del Centro de Investigación de Medios, firmado por su presidente Brent Bozell, afirma: “Los medios sociales son la forma de comunicación más expansiva y revolucionaria de la actualidad. Por eso, la censura política online es una de las mayores amenazas a la libertad de expresión que ya hemos visto. Los conservadores deben tener la misma capacidad de expresar sus opiniones políticas que cualquier otro, pero el claro sesgo izquierdista de esas empresas nos están impidiendo. El debate significativo sólo ocurre cuando ambos lados reciben igualdad de condiciones”.

Bozell cree que las decisiones tomadas por Facebook, Twitter y Youtube corren el riesgo de perder su credibilidad porque su posición contra quien no reproduce lo “políticamente correcto” es pública y notoria.

Hasta el momento, sólo la oficina de Facebook respondió. La nota emitida esta semana dice: “Queremos que Facebook sea un lugar donde la expresión y la seguridad personal sean protegidas y la gente pueda discutir libremente diferentes puntos de vista. Ya estamos trabajando con la Fundación Heritage para obtener una retroalimentación externa. Este feedback nos ayudará a mejorar con el tiempo – asegurando que podamos atender a las personas de manera más eficaz”.

Según el sitio oficial, “La misión de la Fundación Heritage es formular y promover políticas públicas conservadoras basadas en el principio del libre mercado, gobierno limitado, libertad individual, valores tradicionales y una fuerte defensa nacional”. Sin embargo, no hay ningún indicativo de cómo está colaborando con Facebook.

Las demás empresas contactadas no respondieron todavía.

[ Fuente: CBN News ]

Continuar Leyendo

Internet

Google bloquea anuncios sobre Jesús y referencias bíblicas

La denuncia viene en la estera de prohibiciones similares de gigantes como Facebook y Twitter

Publicado

en

EE.UU.- El director de una editorial luterana está denunciando que Google no acepta propagar anuncios relacionados con el sitio de su organización “a causa de la fe que profesamos”. Bruce Kintz, de la Concordia Publishing House (CPH), vinculada a los luteranos conservadores de EE.UU., expresó su indignación públicamente tras ser informado de que el servicio de publicidad en línea de Google no promovería al sitio de la CPH debido a la presencia de ciertos ‘ítems religiosos’ en la página .

Conforme reveló a Kintz, la empresa recibió un e-mail avisando que Google no “aceptaría nada relacionado con el dominio cph.org”. Uno de los responsables del sistema de publicidad de Google AdWords dejó claro al CPH que las referencias a Jesús y a la Biblia llevaron a la desaprobación de sus anuncios.

“Es una batalla difícil, pero nuestra misión y nuestros clientes valen la pena”, enfatizó el director. “Es por eso que estamos aquí”. Un portavoz de Google dijo a Christian Post que la empresa no censura “organizaciones cristianas”, pero que “para proteger la privacidad del usuario, Google AdWords tienen políticas para “restringir cómo los anunciantes pueden utilizar los datos para mostrar y personalizar los anuncios para los usuarios”.

Según las reglas de la empresa, está prohibido “el uso de creencia religiosa personal para segmentar a los usuarios para la publicidad”. De acuerdo con la Concordia Publishing House, los anuncios reprobados por Google usaban el nombre Jesús y hacían propaganda de biblias, utilizando versículos destacados. La sugerencia del representante de Google es que ellos anunciaran “un tipo diferente de producto”, sin contenido religioso.

Kintz afirma que ellos no “sacrificarían” sus creencias para cumplir los requisitos de Google. “No es ningún secreto que la sociedad se está volviendo cada vez más hostil a la fe cristiana. Esta creciente hostilidad hace nuestra misión de proclamar nuestra fe a través de los libros, biblias y todo material que producimos aún más importante”, afirmó. “Continuaremos proclamando la fe porque sabemos, sin lugar a dudas, que la Palabra del Señor es eterna”.

Esta denuncia viene producto de otras similares, donde gigantes de la tecnología, como Twitter y Facebook, han suprimido el alcance de páginas conservadoras y cristianas, también prohibiendo la propagación de comerciales religiosos en sus plataformas.

[ Fuente: Christian Post ]

Continuar Leyendo

Internet

Libro sobre matrimonio juzgado como “discurso de odio” por Twitter

El pastor Craig Stellpflug afirmó que el anuncio de su libro sobre matrimonio fue rechazado por Twitter, aunque el material no sea homofóbico.

Publicado

en

EE.UU.- Twitter rechazó la petición de un pastor para usar la plataforma de publicidad del sitio de redes sociales para promover una publicación que destaca su nuevo libro, que defiende la visión bíblica sobre el matrimonio.

El 2 de julio, el pastor Craig Stellpflug, de 56 años, pagó por anuncios de Twitter para promover un tweet que publicó sobre su nuevo libro, titulado “One Man One Woman: God’s Original Design for Marriage” (“Un hombre una mujer”: El diseño original de Dios para el matrimonio “), lanzado por la editorial WestBow Press, en junio de este año.

Stellpflug, un médico jubilado con una carrera pastoral que ahora ministra estudios bíblicos y actúa como profesor de la escuela dominical de la Iglesia Batista Sunrise, en Custer, Washington, dijo a Christian Post que recibió una respuesta por correo electrónico de Twitter el 3 de julio, diciéndole que su tweet “no fue aprobado para su uso en su campaña de anuncios de Twitter”.

El tweet en cuestión afirma: “One Man One Woman” es sobre el diseño original de Dios para el matrimonio, desde Adán y Eva, en el Jardín del Edén, hasta los días de hoy. El tweet también incluye una foto del libro y un enlace a la librería en línea WestBow Press.

El correo electrónico del 3 de julio que Twitter envió a Stellpflug, que fue compartido con ‘Christian Post’, explicó que la publicación violaba la política de anuncios de Twitter. “Esta determinación se basa en la siguiente política de anuncios de Twitter: discurso de odio”, informaba el correo electrónico de Twitter para el pastor.

El correo electrónico incluyó un enlace a una página web que describe la política de publicidad de Twitter, que afirma que Twitter prohíbe el “contenido con discurso de odio, temas sensibles y violencia”.

Twitter enumera una serie de escenarios en los que se aplica la política, incluyendo “discurso de odio contra un individuo, organización o grupo protegido, basado en raza, etnia, origen nacional, color, religión, discapacidad, edad, sexo, orientación sexual, Identidad de género, estado de veterano u otro estado protegido.

Pero lo que el pastor cuenta es que Twitter llegó a promover su tweet en algún momento y sólo después de la tasa por el servicio haber sido cobrada, envió el comunicado al autor del libro, cancelando el anuncio.

“Ellos llegaron a promocionarlo inicialmente, ellos se llevaron mi dinero”, dijo Stellpflug a Christian Post. “Entonces, recibí ese email que el tweet no fue aprobado y que estaba siendo clasificado como “discurso de odio”.

Stellpflug aseguró que su libro “definitivamente no es un material que predica el odio contra homosexuales” y que “no es sobre el movimiento LGBT”. “En realidad, abordo cuestiones diferentes, como la homosexualidad, el adulterio, el divorcio, la pornografía y otros subtemas similares”, dijo. “Yo no doy peso especial a la homosexualidad. Doy mucho peso al perdón de Dios y el juicio de Dios con respecto a nuestro juicio”.

Christian Post buscó la comunicación de Twitter para comentar el motivo por el cual el tweet de Stellpflug fue considerado “discurso de odio”, pero no se recibió ninguna respuesta hasta la publicación de la materia.

“Supongo que si yo nombré mi libro ‘One Man and Another Man Together in Marriage’ (‘Un hombre y una mujer juntos en el matrimonio’), él no sería tan creyente y, de hecho, conseguiría elogios, ya que tantos claman por la paz y unidad”, dijo Stellpflug a Christian Post.

“Mi libro no es un “discurso de odio”, sino que destaca los valores cristianos sobre el matrimonio. Tenemos que inclinarnos tan bajo en nuestro país que mi libertad de expresión está amenazada, porque yo promuevo mis creencias cristianas. Es el odio, es exhibido por pocos contra la mayoría, como una herramienta para promover agendas liberales”, destacó.

Continuar Leyendo
Advertisement

Redes Sociales

Advertisement

Más leídas