Connect with us

Persecuciones

Mujer es abandonada después de conversión al cristianismo

Una mujer de 27 años identificada como Florence Namuyiga, madre de tres hijos, en la aldea de Lwebitati, distrito de Mubende, Uganda, se convirtió al cristianismo a mediados del 2019.

Avatar

Published

on

NOTICIACRISTIANA.COM.-  Una mujer de 27 años identificada como Florence Namuyiga, madre de tres hijos, en la aldea de Lwebitati, distrito de Mubende, Uganda, se convirtió al cristianismo a mediados del 2019.

A escondidas empezó a congregarse en una iglesia de su comunidad, según una publicación de Persecution junto a dos de sus hijos más pequeños. Prefirió no arriesgarse con su hijo mayor de 7 años.

Los siguientes 6 meses, continuó asistiendo en secreto a los servicios de la iglesia y finalmente decidió llevar a su hijo mayor en noviembre.

Al regresar a su hogar, después de un servicio, su hijo cantó algunas alabanzas frente a su padre, quien empezó un interrogatorio sobre las visitas a la iglesia.

Días después, el esposo de Namuyiga, identificado como, Abudalah Nsubuga, de 34 años, obligó a su esposa a participar de las oraciones de los viernes en la mezquita.

Cuando ella se negó, el sujeto comenzó a agredirla físicamente con palos y la pateó.

Agresión física

“Me negué”, admitió en una publicación de Morning Star News. “Comenzó a golpearme con palos, golpes y patadas. Cuando me caí, él me dejó y fue a la mezquita. Comencé a sangrar con heridas graves en mi brazo izquierdo. Esa noche no vino a la casa”.

Después del incidente en el que resultó gravemente lesionada, su pareja, de origen musulmán, la amenazó de muerte si ella no abandonaba la casa junto a sus pequeños hijos.

Por temor a resultar nuevamente agredida, dejó su casa y sus pertenencias, permanece escondida desde ese entonces.

Medios electrónicos refieren que a pesar de las amenazas y la falta de apoyo del padre de sus tres hijos, ella se mantiene firme en su nueva fe.

“He estado apoyando a mis tres hijos lavando la ropa de la gente en la aldea”, detalló Namuyiga.

“De hecho, la vida es bastante difícil para mí y para los niños. Me he dado cuenta de que seguir a Jesús no es fácil. A veces paso noches sin dormir pensando en mi futuro y en el de mis hijos pequeños, especialmente en sus cuotas escolares”.

Su esposo, que tiene otras dos parejas dijo, se divorció de ella después de ocho años de matrimonio.


Publicado en: NOTICIACRISTIANA.COM – Entérate diariamente de las noticias cristianas evangélicas.


Continue Reading
Advertisement

Más leídas

Enable Notifications.    Ok No thanks