nav
Jueves 16 de Agosto de 2018

“Nuestro dios es Fidel Castro”, dicen policías al confiscar biblias

“Puede haber un 5% de aquellos que afirman tener a Fidel Castro como dios que realmente lo adoran”, agregó Barroso. “Los otros 95% son sólo oportunistas que imitan el mal ejemplo de Fidel”.

  • Iglesia    
  • 26 ene 2018   

¿Qué sientes con esta noticia?

HABANA, CUBA.- Más detalles sobre la detención de un activista cristiano cubana fueron revelados por la ONG Solidaridad Cristiana Mundial’. Él fue condenado a tres años y medio de prisión a finales del año pasado, después de que autoridades invadieron su casa y confiscaron biblias y cruces que estaban en el lugar.

Misael Díaz Paseiro, un disidente que es miembro del Frente de Resistencia Cívica de Orlando Zapata Tamayo, fue arrestado en noviembre y acusado de “peligrosidad social pre-criminal” por el gobierno comunista, de acuerdo con la ONG cristiana de apoyo a la Iglesia Perseguida.

La prisión de Paseiro vino después que los agentes de seguridad del Estado invadieron su casa el 22 de octubre y confiscaron dos biblias y diversas cruces. De acuerdo con la CSW, fue el 4 de noviembre que Paseiro fue golpeado por la “policía política”.

“Misael, además de ser un “contrarrevolucionario”, usted también es un cristiano”, citó un oficial de la policía citando a Paseiro en el momento de la prisión. “Usted debe mirarnos a nosotros, somos revolucionarios y no creemos en su Dios, nuestro dios es Fidel Castro”.

Inicialmente, Paseiro tuvo sus derechos básicos negados en la prisión, como el acceso a una Biblia y visitas de un capellán. Los malos tratos que Paseiro sufrió, llevó a que su esposa, Ariana López Roque realizara una huelga de hambre de 19 días.

Durante la huelga de hambre de la esposa de Paseiro, la CSW informa que funcionarios de la policía impidieron a un pastor de ir a su casa para aconsejarla. El pastor Bárbaro Guevara intentó visitar a López Roque dos veces, pero se le impidió hacerlo.

Ariana ya cerró su huelga de hambre después de recibir garantías de que los derechos de su marido serían respetados en la cárcel, de acuerdo con la CSW. Como los agentes del gobierno que arrestaron a Paseiro le dijeron que el ya fallecido Fidel Castro “era su dios”, el pastor cubano y activista de derechos Mario Barroso dijo al ‘Christian Post’ el jueves que no es inusual que personas en Cuba invoquen el nombre de Castro como un dios.

Barroso, un misionero que fue arrestado muchas veces por el gobierno cubano fue a Estados Unidos como refugiado con su familia en 2016, dijo al Christian Post que invocar el nombre de Castro como deidad es la “estrategia de algunas personas en Cuba para cubrir sus crímenes y corrupción”.

“Invocar a Fidel Castro en Cuba ayuda a cubrir actos de corrupción e incluso crímenes. Esto prueba que los seguidores de [Castro como Dios] no son realmente tan habilidosos como el propio Fidel, sino los beneficios que se les invoca invocarlo” , explicó Barroso. “En el fondo ellos están imitando a Fidel con ese comportamiento desde que el dictador era así: un oportunista, un chantajista. Entonces, los creyentes en Fidel Castro actúan a la imagen y semejanza de su dios, Fidel. Ellos son fieles seguidores del ejemplo maligno de su dios”.

“Puede haber un 5% de aquellos que afirman tener a Fidel Castro como dios que realmente lo adoran”, agregó Barroso. “Los otros 95% son sólo oportunistas que imitan el mal ejemplo de Fidel”.

La noticia de la detención de Paseiro viene como un nuevo informe de la CSW sobre Cuba lanzado este mes, que revela que hubo hasta 325 violaciones de libertad religiosa en la nación insular en 2017.

Aunque la cifra de 325 es inferior al número de violaciones de libertad religiosa que la CSW informó en 2015 y 2016, sigue aumentando la tendencia de las violaciones desde 2011, informa la organización.

“La CSW está profundamente preocupada por el creciente número y gravedad de las violaciones [de libertad religiosa] relatadas por una gran variedad de denominaciones y grupos religiosos, que parecen mostrar que el gobierno está tratando de apretar su control sobre las actividades y la asociación de grupos religiosos “, según un informe de la organización. “Muchas de las violaciones documentadas estaban en consonancia con tipos de violaciones observadas en años anteriores -por ejemplo, el uso de detención arbitraria temporal, acoso de líderes de la iglesia y ataques a derechos de propiedad”.

“Parece, sin embargo, que el gobierno ahora está diversificando sus tácticas amenazando a activistas y líderes religiosos con acusaciones criminales falsas, impidiendo arbitrariamente que ellos viajen fuera del país y visando a sus hijos”, continuó el informe. “Es esencial que la Unión Europea, Estados Unidos y otros gobiernos en diálogo con Cuba usen sus posiciones para presionar por mejoras la libertad religiosa y en la situación general de derechos humanos en el país”.

[ Fuente: Shoe Bat y Christian Post ]